Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
domingo 05 de abril del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Y si de rosas se trata, esta es superespecial...

veces visto 1210 Veces vista   comentario 0 Comentarios

Cuentan que cuando las rosas se encuentran en los jardines, un misterioso perfume deleita a los hombres que pasan por el lugar…

Dicen que las espinas que tiene, son para defenderse de las manos, que en su éxtasis por el perfume que desprenden, se defiende de tan brusco gesto, al arrancarla de su lugar de origen.

Es cierto que las rosas, una vez cortadas, no son de fácil traslado, y cuando se tienen en grandes ramos, deben ventilarse, y ponerse en el agua, para que no se marchiten.

Pero…, que cubano no conoce a una Rosa muy especial, a una Rosa grande, una Rosa para todos los que amamos el buen arte de cantar, bailar y actuar…, en efecto, se trata de la  gran súper vedette de Cuba: Doña Rosita Fornés, la primera vedette de América, la novia de Méjico, y la gran Rosita: De la artista al mito: a la eternidad.

Ella es grande, entre las grandes del mundo… y es una flor que nunca se marchita

Dicen que empezó muy jovencita, y que los padres se opusieron a tan bella decisión de ser una gran artista.

No pocas veces la acompañaron a sus actuaciones, y es por eso que en ella hay siempre un poco de timidez…, aunque cuando sale a la escena, su figura desprende la luz y el encanto que solo las grandes divas del arte reflejan.

Pudiera pensarse que ella siempre fue así de famosa, pero no es cierto…., se presentó en la Corte Suprema del Arte, donde resultó ganadora…, no tuvo muchos maestros para empezar en sus inicios, ni imitó a ninguna artista, para hacerse de su imagen.

Un empresario mejicano buscaba una vedette, y en Méjico ese término estaba mal usado, pero así y todo ella comenzó a figurar en las listas del éxito y del estrellato, en un mundo muy difícil para triunfar, donde el rigor artístico y el talento, requerían de cada artista una personalidad única.

Brilló entre las grandes de aquella época como Libertad Lamarque, Sara Montiel, María Félix, Rita Montaner, entre otras grandes artistas…

Su voz, y su figura, así como su cara linda, y su talento, le permitió poseer un repertorio muy numeroso, que va desde lo operatico, hasta las canciones de moda de la época.

Filmó grandes películas en el cine Mejicano, pero su vida personal la obliga a retornar a Cuba…

Comienza una nueva vida para La Fornes, sus obras junto a Lecuona, a su esposo Armando Bianchi, y a otros artistas cubanos de la época hace que adquiera una gran popularidad dentro de Cuba, consagrándose como la primera y única vedette de Cuba, y trabaja en la televisión y en el cine cubano.

A su vida de artista,  llega el Triunfo de la Revolución Cubana, y con ella otra etapa en su carrera artística, conoce países de Europa, donde representa a Cuba, en delegaciones de arte Cubano, así como a otros países del área de América Latina.

Incursiona en la Televisión, en el Teatro, en el Cine, y en Plazas, llevando su arte a cada rincón del país.

Sus declaraciones, y su talento artístico, la han hecho merecedora de grandes premios y distinciones culturales.

Ha sido homenajeada por su vida artística, y su buen arte…, el pueblo cubano ha disfrutado de sus conciertos por los 60 años de vida artística, y ha acogido con beneplácito varios CD., con su voz, en la cual recoge un vasto repertorio.

Como fenómeno cultural, artista de grandes quilates, y su gran desenvolvimiento escénico, su gran histrionicismo, su bella voz, y su figura irrepetible en el arte, se ha consagrado de tal manera al arte cubano, que se ha convertido, “de la artista, al mito: a la eternidad”, pues nunca se podrá hablar de arte de Cuba, sin mencionar a la talentosa figura de Rosa Fornes.

Los discos, la imagen en la Televisión, y el celuloide hablan por si solos.

Por eso, a esta Rosa, Rosa especial, de todos los días, pero que con su figura, su bella voz, su imagen que desprende la luz y la magia de las Divas, de las Diosas, no podrá apartarse nunca de ese medio que la hecho tan popular, tan querida, tan respetada, y que nos ha hecho a todos los cubanos pasar muchos ratos de esparcimiento, cautivados por ella, son su arte inigualable e irrepetible, que solo una diosa de artista, una mujer como ella, siempre nos hará saber que es ella: La Gran Súper Vedette de Cuba.

Gracias por los conciertos, que nos has dado, y esperamos que siempre como bella Rosa, estés junto a nosotros.

Felicidades Rosita Fornés, por darnos tu arte, tu talento, y tu irrepetible figura artística….

Clasificación: 1.5 (19 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Arq. Guillermo Morán Loyola.

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.