Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
sábado 14 de diciembre del 2019
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

El Trabajo Dignifica al Hombre

veces visto 10348 Veces vista   comentario 1 Comentarios

El Trabajo Dignifica al Hombre

Una antigua pero muy cierta frase dice lo siguiente: "el trabajo dignifica" . Este adagio es totalmente cierto ya que realizando una labor podemos desarrollar nuestro intelecto y nuestras habilidades tanto físicas como mentales. Al practicar una actividad que requiera nuestro esfuerzo.(trabajo de repartidor, cirujano, ingeniero, bombero...) estamos ayudándonos a nosotros mismos para ser mejores y sentirnos bien y muy contentos por lo que se ha hecho.

Con el trabajo expresamos lo que sentimos, lo que anhelamos, podemos manifestar nuestras ideas, desarrollamos la creatividad y los conocimientos que tenemos y cada vez más nos convertimos en seres humanos importantes para nuestra familia así como para la sociedad en la que vivimos.

El trabajo es un medio que tiene el hombre para alcanzar su desarrollo personal, el de su familia y el del conjunto social en el que vive (trabajar en supermercados, en hospitales, en oficinas, en bancos...). Es un derecho básico del ser humano, que le permite crecer con dignidad.

Desde que el hombre es hombre debió trabajar para subsistir. En sus inicios, quizás su labor se limitara a la caza y a la pesca, tareas a las que con el tiempo le fue agregando variedad en función de mejorar su calidad de vida.

Así habrá descubierto la agricultura para comenzar a trabajar la tierra y obtener de ella numerosos frutos, y con el correr de los siglos diversos desarrollos comenzaron a significarle mayor trabajo pero también mayor bienestar: con varias ofertas de trabajo construyó viviendas, creó medios de locomoción, se organizó en sociedad y continuó trabajando para dotar a estas sociedades de renovados beneficios y continuar aportando a su bienestar.

Numerosos descubrimientos e inventos contribuyeron con su crecimiento, y ya en la era moderna un gran progreso tecnológico se dio gracias a la utilización de energía a partir del vapor, en lo que se llamó La Revolución Industrial. Esta revolución no fue otra cosa que la aparición de grandes fábricas entre 1760 y 1830 (principalmente en Inglaterra), que dieron como resultado el surgimiento de un grupo social hasta entonces inexistente como tal: la clase obrera.

Hoy en día, cuando siguen existiendo situaciones graves y desigualdades en el mundo de los trabajadores (conductores, enfermeras, vendedores, policias...) es importante mantener presente uno de los conceptos que el Papa Juan Pablo II ha volcado en la Encíclica Laborens Exercens, acerca de la dignidad del trabajo: "...el primer fundamento del valor del trabajo es el hombre mismo, su sujeto.

A esto va unida inmediatamente una consecuencia de naturaleza ética: es cierto que el hombre está destinado y llamado al trabajo; pero, ante todo, el trabajo está en función del hombre y no el hombre en función del trabajo..."

Clasificación: 2.8 (35 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor
No hay información sobre este autor.
Comentarios
Sandroaguirrre 25 de Ene, 2013
+3

Es verdad El trabajo siempre dignifica a la persona a diferencia d ela vagancia y ociosidad que no dignifica en nada a la persona ya que el que trabaja come en cambio el que no trabaja no come antes en la epoca de los incas era asi el que trabajaba comia el que no trabajaba no comia..

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.