Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter

top articulo
twitter
facebook
Rss
miércoles 16 de junio del 2021
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Ley de la atracción - ¿Me lavaron el cerebro?

veces visto 747 Veces vista   comentario 0 Comentarios

¿Porqué este título?, porque de ello me acusaron en un comentario realizado sobre mi último artículo titulado, "Ley de la atracción- ¿Es satanista?", que subí al sitio Taringa.

A continuación transcribo dos de esos comentarios:

Comentario Nº 1:

"Querido amigo se nota que estas confundido. Te enojas si te digo que la ley de la atracción es ecumenista y es una enseñanza de la nueva era que dice que todos los caminos llevan al mismo sitio pero eso no es así.

Prov. 14:12, "Hay camino que al hombre le parece derecho; Pero su fin es camino de muerte".

Te puedo decir que si va haber personas que se vayan en la segunda venida de Cristo salvarse es posible todo esta en ese librito al que creo que desprecias que se llama Biblia ahí esta la salvación y no se contradice lo que tienes que hacer es entender o discernir en el Espíritu Santo, y eso solo logras si haces a Jesús tu señor y salvador y ahí se abrirán las puertas del cielo.

Y no creo que insultar a Dios de los cielos te ayude!!! en tu confusión.

Te envío esto por ahí te ayude: http://www.box.net/shared/8j737p5hgm "

Comentario Nº 2:

"Ya te lavaron el cerebro eh? que se siente?"

Debo reconocer que cuando leí el segundo comentario me fui corriendo a la ducha y miré si el recipiente del shampoo no me lo habían cambiado, y por suerte olí el contenido y me quede tranquilo. Por un momento pensé que había sufrido un complot y me lo habían cambiado por lavandina; no fuera a ser que tuvieran razón y me habían lavado el cerebro y no me había dado cuenta.

¿Digo yo porqué al ser humano le cuesta tanto abrir la mente y aceptar los cambios?

Como ven el segundo comentario no merece el más mínimo análisis, ya que su único objetivo es el insulto y no aporta nada a lo que podríamos considerar una discusión entre personas civilizadas con el objetivo de confrontar ideas apoyadas cada una en las fundamentaciones que cada parte presenta.

Ahora, para responder el primer comentario analizaré concepto por concepto que esgrime en su fundamentación; aclarando que se reconocer cuando quien me escribe lo hace con inteligencia, ya que aún cuando muestra estar en la vereda de enfrente de mis opiniones, lo hace con respeto.

Veamos entonces de lo que se me acusa:

Se me dice que estoy confundido. Ahora yo con el mismo derecho y con el mismo respeto que se dirigió a mi, puedo decir exactamente lo mismo a este lector:

Querido amigo tú estás confundido.

Ahora para analizar la posición de cada parte hay que ponerse en una posición neutral, dejando de lado los fanatismos y sentimentalismos y analizar las dos posturas para ver quién tiene razón.

¿Cuál es la verdad, la de este lector o la que yo esgrimo?

Para demostrar lo anterior sigo analizando la crítica que se me hace: Este hombre me dice que no me enoje por decirme que la ley de la atracción es ecumenista. Y yo le respondo no me enojo, tampoco me enojé cuando dicen que es satanista. Si es por eso cada uno le puede agregar el adjetivo que desee, porque si es por denostar se puede acusar a una teoría de mil maneras distintas.

Es decir por mi pueden llamar a la ley de la atracción como se les antoje, el tema no pasa por ahí, sino si se la usa para hacer el bien o para hacer el mal.

Hay fanáticos en muchas religiones que amparados en sus textos Sagrados asesinan personas en nombre de Dios y los cristianos (yo soy cristiano) no son la excepción.

En la edad media quemaban vivas a mujeres acusadas de brujas y estos actos estaban apoyados por la Iglesia. (http://es.wikipedia.org/wiki/Caza_de_brujas).

El Tribunal de la Inquisición de la Iglesia Católica en el siglo XVII condenó a Galileo Galilei, por sus afirmaciones de que la Tierra no es el centro del Sistema Solar, sino que gira alrededor del sol. (http://es.wikipedia.org/wiki/Galileo_Galilei).

Por lo tanto nadie amparándose (en este caso en referencia al cristianismo) en la Biblia, puede esgrimirse el derecho de tener la verdad y mucho menos de insultar y menospreciar al que opina diferente, yo en mi caso y que encima demuestro con fundamentos mi posición.

Quienes me atacan pueden decir: La Biblia es Sagrada y es la palabra de Dios, por lo tanto ningún hombre puede estar por encima de ella. Y yo les respondo estoy totalmente de acuerdo con ello.

Pero una cosa es la palabra de Dios y otra cosa es el significado que nos quieren hacer creer que es el correcto. Yo simplemente digo, la palabra de la Biblia es la verdad, pero hay que saber leerla en segundas líneas y no literalmente.

Y respecto a ello este lector me acusa citando un proverbio donde dice que uno puede seguir un camino que piensa es el derecho y en realidad lleva a la muerte.

Ahora bien yo digo que leyendo correctamente la Biblia (según mi interpretación), de esta surge que tenemos un Dios y su hijo Jesucristo que son buenos y desean absolutamente lo mejor por nosotros; sin embargo quienes me atacan o se ofenden con mi teoría, defienden (al leer textualmente la Biblia) a este texto Sagrado que dice que Dios es un asesino.

Hitler exterminó a varios millones de judíos (no doy el número exacto para no cometer errores). Los norteamericanos asesinaron a varios miles de japoneses civiles con las dos bombas atómicas que tiraron sobre Hiroshima y Nagasaki; podrá decirse que en función de un bien mayor, pero no por eso dejaron de ser asesinatos.

Ahora bien según el Apocalipsis, de acuerdo a esa teoría que no estoy de acuerdo, si hoy se produjera el armagedon Dios mandaría a matar por sucesivos ataques a más de dos mil millones de seres humanos y encima todos hijos de Él. ¿Si esto no es el mayor holocausto del mundo, entonces qué lo es?

Obviamente (según mi teoría) Dios no es un asesino, pero los que leen textualmente la Biblia, de ella surge esto mismo y lo defienden por el sólo hecho que está escrito en este fabuloso libro Sagrado.

Y volviendo al proverbio que cita este lector; yo digo que Dios es bueno y es vida y quienes me critican dicen que Dios es vengativo y el último día va a asesinar a millones de personas, entonces me pregunto:

¿Quién está en el camino que va a la muerte, yo que digo que Dios es vida o quienes me critican y dicen que Dios en el último día va a asesinar millones de personas?

Dice según el Evangelio de San Juan (18,23):

23- Jesús le dijo: "Si he respondido mal, demuestra dónde está el mal. Pero si he hablado correctamente, ¿por qué me golpeas?"

Luego se me dice que no desprecie a "ese librito". ¿Pero quién es en realidad el que está despreciando a la Biblia, yo que trato de sacar su verdadero significado de vida y ayuda hacia el prójimo que nos trasmite Dios, o quienes siguen aferrados a una enseñanza deformada que nos quisieron inculcar desde las religiones, para que desde una posición atemorizante nos quieran guiar como ganado.

 Y por otro lado entender y discernir en el Espíritu Santo está perfecto, pero que tiene que ver eso con justificar las contradicciones que tiene la Biblia (indicadas en mi anterior artículo) por leerla erróneamente.

Algunos podrán decir, la palabra de Dios es Sagrada y perfecta. Totalmente de acuerdo, pero como Dios es perfecto no pueden existir contradicciones de parte de Él, y estas contradicciones surgen porque el hombre en forma equivocada lee la palabra Sagrada textualmente.

Jesús mismo lo dijo según el Evangelio de San Mateo (13,10-11):

10- Los discípulos se acercaron y preguntaron a Jesús: "¿Por qué les hablas en parábolas?"

11- Jesús les respondió: "A ustedes se les ha concedido conocer los misterios del Reino de los Cielos, pero a ellos, no.

¿Esto qué quiere decir que las parábolas son mentiras?. No, sólo es una forma de colocar un manto sobre la verdad para ser descubierta por cada uno con la guía del Espíritu Santo (la mente subconsciente que nos trasmite por la intuición y las coincidencias la información que en ese momento necesitamos).

En referencia a lo anterior Jesús dijo según el Evangelio de San Juan (14,26):

26- En adelante el Espíritu Santo, el Intérprete que el Padre les va a enviar en mi Nombre, les enseñará todas las cosas y les recordará todo lo que yo les he dicho.

Y también lo dicho por Jesús según el Evangelio de San Juan (16,12-13):

12- Aún tengo muchas cosas que decirles, pero es demasiado para ustedes por ahora.

13- Y cuando venga él, el Espíritu de la Verdad, los guiará en todos los caminos de la verdad. El no viene con un mensaje propio, sino que les dirá lo que escuchó y les anunciará lo que ha de venir.

Luego este lector me dice que no insulte a Dios; sin embargo yo no lo insulté, sí escribí un insulto, pero es el que sin decirlo lo pronuncia cada persona que creyendo que es lo correcto lee la Biblia textualmente, tratando a Dios como un asesino como lo relata "textualmente" el apocalipsis.

Después se quejan de los ateos. Y como no van a existir, si los mismos que defienden a rajatabla lo que dice la Biblia textualmente les están dando letra a estos ateos para hablar, por las contradicciones que ellos mismos (los mal llamados defensores de la Biblia) trasmiten como Sagradas.

Y en referencia a lo anterior este mismo lector me acusa de ateo al colocar un enlace a un audio donde dan las características que hacen a un ateo, citando el empirismo, el racionalismo y la falta de espiritualidad.

Y respecto a lo anterior yo podría decirle, perfecto eso define a los ateos, pero eso no tiene nada que ver con la ley de la atracción.

Para explicar esto vuelvo por enésima vez a decir que, lo que dice la ley de la atracción es exactamente lo que vierte la Biblia, con la diferencia que el manto que oculta la verdad ya fue retirado y por lo tanto desaparecen las contradicciones que surgían al leer este libro Sagrado textualmente.

Entonces cuando se me dice que el que actúa con la ley de la atracción lo hace con falta de espíritu, es en realidad todo lo contrario. Veamos:

Para quien lee la Biblia textualmente el Reino de los Cielos es sólo para los pobres y perdedores.

Sin embargo en la ley de la atracción (quien aprende a comprender las parábolas de la Biblia correctamente) Dios nos va a ayudar a todos (pobres y ricos) y podremos llegar a Él conectándonos espiritualmente.

Y en la ley de la atracción los que buscan objetivos espirituales como los que pretenden resultados "materiales" tienen como denominador común el conectarse espiritualmente; porque para llegar a eso material deben de la forma correcta relacionarse previamente con Dios en espíritu.

Es decir, los que son cristianos y les va bien en la vida, dejan de lado de a poco la Iglesia, porque según sus enseñanzas Dios no los quiere porque son ganadores. En cambio quienes se mueven por la ley de la atracción cada vez se acercan más a Dios, porque saben que de esta forma (actuando con una mente creativa y no competitiva) obtendrán más beneficios materiales; y esto se logra unicamente con esa conexión espiritual.

Les puedo asegurar que están más cerca de la filosofía atea los cristianos que se encierran en las creencias que les inculcaron tradicionalmente que los que practican la ley de la atracción.

Yo en realidad escribo para los que creyendo buscan un mayor entendimiento, incluso a ellos mismos siempre les digo no crean lo que les digo por el sólo hecho de decirlo, sino que verifiquen en sus propias experiencias los postulados de esta ley.

Sin embargo, si me critican, si me insultan, tengo que defender no mi persona, sino la verdad que Dios nos legó, mostrando como se dirigen estas personas con falsedades acusatorias.

Pasaron más de quinientos años para reconocer que las brujas no existían, que Galileo Galilei decía la verdad. ¿Yo que no soy nadie deberé esperar otros quinientos años para que reconozcan la verdad?

Y para ir concluyendo citaré el Evangelio según San Juan (20,24-25):

24- Tomás, uno de los Doce, llamado el Mellizo, no estaba con ellos cuando vino Jesús.

25- Los otros discípulos le dijeron: "Hemos visto al Señor." Pero él contestó: "Hasta que no vea la marca de los clavos en sus manos, no meta mis dedos en el agujero de los clavos y no introduzca mi mano en la herida de su costado, no creeré."

Y me despido con este interrogante: ¿Quién es el confundido, quién es al que le lavaron el cerebro?

A partir de ahora y de aquí en adelante la verdad de la "Palabra" empieza a develarse, el que quiera entender que entienda.

Si deseas saber más sobre la ley de la Atracción y acceder a un directorio con los mejores enlaces de libros y artículos que tratan sobre la Ley de la Atracción y la Física Cuántica puedes ingresar gratis enhttp://secretoalexito.jimdo.com/

Desde Mar del Plata, Argentina, hacia todo el mundo, Walter Daniel Genga.

Clasificación: 2.5 (16 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor
No hay información sobre este autor.
¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.