Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
domingo 05 de abril del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

El Acné Común, Sus Síntomas y Su Forma

veces visto 1274 Veces vista   comentario 0 Comentarios

El acné vulgar (también conocido como acné vulgaris) es una enfermedad inflamatoria de la piel, causada por cambios en las unidades pilo-sebáceas (estructuras de la piel que consiste en un folículo piloso y la glándula sebácea asociada).

Las lesiones del acné se conocen comúnmente como espinillas, manchas o granos. La afección es más común en la pubertad, especialmente entre las sociedades occidentales, muy probablemente debido a una mayor predisposición genética.

La aparición del acné se considera una respuesta anormal a los niveles normales de la hormona masculina llamada testosterona.

El acné en la mayoría de las personas disminuye con el tiempo, tendiendo a desaparecer, o al menos disminuir después de que uno llega a los veinte años. Sin embargo, no hay manera de predecir cuánto tiempo tomará para que desaparezca o se elimine el acné por completo, y algunos individuos continuarán sufriendo de acné durante décadas después, tal vez hasta los treinta o cuarenta años o incluso algunos pocos lo podrán sufrir más tiempo.

El acné afecta a un gran porcentaje de seres humanos en algún momento de su vida.

La forma más común de acné se conoce como "acné vulgaris" o "acné común".

Este tipo de acné se da por la secreción excesiva de aceite de las glándulas sebáceas y su combinación con las células muertas de la piel, para bloquear los folículos pilosos.

También aparece en algunos casos de un proceso de queratinización (proceso por el que las células epiteliales son reemplazadas por tejido córneo) defectuosa en la piel, lo que causa anormales desprendimientos de la piel que recubre los poros.

Las secreciones del aceite se acumulan debajo de los poros bloqueados, proporcionando un ambiente perfecto para la bacteria (Propionibacterium) es así como el acné en la piel se multiplica sin control.

En respuesta, se inflama la piel, produciendo la lesión visible, afectando principalmente la cara, el pecho, la espalda, los hombros y los brazos.

Las lesiones típicas del acné son: comedones, pápulas, pústulas, nódulos y quistes inflamatorios.

La forma más común de presentación son abultamientos llenos de pus o rojizos. Los que no se inflaman son los quistes sebáceos, más correctamente llamados quistes epidérmicos, los cuales se producen ya sea en asociación con el acné o por sí solo, pero no son de aparición constante.

Después de tratar las lesiones y lograr eliminar el acné, las cicatrices antiestéticas suelen permanecer, por tanto es el momento de iniciar un nuevo tratamiento para las cicatrices del acné. Aparte de las cicatrices, se considera que los principales efectos del acné son los psicológicos, como la reducción de la autoestima y la depresión, especialmente porque el acné suele aparecer durante la adolescencia, etapa en la cual las personas tienden a ser socialmente más inseguros y debido al acné pueden tender a aislarse aun más.

Más información en mi próximo artículo sobre el acné.

Saludos.

Carlos A. Martínez

http://Eliminar-El-Acne.com

Clasificación: 2.4 (20 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor
No hay información sobre este autor.
¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.