Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
domingo 08 de diciembre del 2019
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

¿Perdono o no una infidelidad?

veces visto 960 Veces vista   comentario 0 Comentarios

¿Perdono o no una infidelidad?

Esta es una de las interrogantes más comunes en el momento en el que se descubre una infidelidad, la cual se acompaña de un estado de negación en la persona ofendida, donde surgen expresiones tales como; ¡no puedo creerlo, no puede ser cierto!, ¡no entiendo porque lo hizo, estábamos tan bien!.  La negación se dice que es tan normal y lógica pues como mecanismo de defensa busca reducir el impacto emocional, sin embargo hay personas que se mantienen en este estado durante varias semanas o meses, incluso justificando la propia conducta de la persona que cometió la infidelidad.

El estado de confusión que surge coloca a la persona que ha sido traicionada en una posición de ambivalencia, por un lado desea continuar con la relación como una estrategia para amortiguar el dolor experimentado, pero por otro desea terminar la relación por el sentimiento de desplazamiento que experimenta, el cual afecta principalmente al ego, que activa pensamientos como ¿por qué se fijo en esa otra persona?, ¿qué vio en esa otra persona que no encontró en mí?, ¿será que ya no me quiere o que no le gusto?, preguntas que dicho sea de paso afectan lentamente su propia autoestima. La ambivalencia entre seguir o no muchas veces incluso se contamina de comentarios externos a favor o contra de la continuidad de la relación por lo que ante esta ambivalencia es mejor no tomar una decisión precipitada hasta que el dolor emocional no esté a flor de piel.

Pero, ¿vale la pena continuar en la relación?

Son miles las parejas que después de una infidelidad han establecido estrategias para fortalecer su relación, identificando áreas de oportunidad que requieren ser potencializadas que les permita incluso restituir la confianza que se lesiona después de un proceso como este.

El continuar en la relación es una opción que depende por un lado de la actitud que tenga la persona que cometió la misma infidelidad, es decir, si hay un deseo de cambio y un real arrepentimiento ante el evento, mientras que por otro lado la continuidad de la relación depende del significado que la persona traicionada le asigne a la relación, razón por la cual se puede afirmar que el significado determina el replanteamiento de la relación.

Perdonar es un proceso…

Culturalmente nos han hecho creer que perdonar es olvidar, viendo el perdón como un acto aislado o una decisión que se toma de un momento a otro, sin embargo el perdón no es un evento es un proceso en el cual se debe ir sanando las heridas emocionales generadas y esto no se hace de un día para otro, más cuando esas heridas se arraigan en el alma debido al impacto asociado.   Tal vez nos podría ayudar en este sentido comprender el verdadero significado del perdón: eximir a una persona de las consecuencias merecidas por un acto en el que ha generado un daño, lo que refleja que no tiene relación con lo que se siente sino con simplemente el hecho de no generar venganza sobre la otra parte, de ahí que el proceso depende del cómo se manejan las emociones displacenteras generadas por la traición.

Ideas para recordar si la relación se busca restaurar

No existen fórmulas para propiciar esa restauración aunque se podría decir que si hay principios generales que deben ser considerados:

1. Identifique el nivel y tipo de infidelidad: hay personas que han hecho de la infidelidad un estilo de vida, un patrón, razón por la cual la probabilidad de cambio es menor y por consiguiente la posibilidad de restaurar la relación.  Cuando la infidelidad fue ocasional hay mejor pronóstico.  Además identifique si la infidelidad fue con una tendencia afectiva o con una tendencia genital, pues esto define a la vez el tipo de tratamiento.

2. Enliste las razones que le llevan a rescatar la relación: muchas son las parejas que se reconcilian pero no tienen claridad de las razones que les motivan a continuar; razón por la cual el proceso de restauración se convierte en un proceso doloroso donde se abren mayores heridas.  Tenga una razón para continuar la relación, pues las relaciones se sustentan de propósitos.

3. Trabajen en equipo: la infidelidad es un fenómeno que para ser resuelto debe existir trabajo en equipo, ambas partes se deben comprometer en brindar su aporte para que la confianza se restituya.

4. Construyan un plan: cuando las parejas tienen deseos e intenciones de continuar pero no logran establecer un plan de trabajo para sanar el amor herido posiblemente será como tratar que un barco llegue al puerto sin conocer el camino que debería seguir, es decir el desgaste será mayor.

5. Identifique las causas de la infidelidad: es la única forma de prevenir que la infidelidad se vuelva a repetir, por lo que la persona que cometió la infidelidad debe aumentar su autoconocimiento con el fin de trabajar sobre los factores de riesgo que le pueden llevar de nuevo a ser infiel…

Por Lic. Wagner Eduarte

Para consultas: Grupo CIP (506)2253-7575 o contacto@grupocip.org

Clasificación: 2.5 (13 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Lic. Wagner Eduarte | Psicólogo y administrador http://www.herramientasparaparejas.com/

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.