Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter

top articulo
twitter
facebook
Rss
miércoles 08 de diciembre del 2021
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Nuestro más grande Desafío

veces visto 760 Veces vista   comentario 0 Comentarios

"Pueden quitar todo a un hombre menos algo: la última de las libertades, la de escoger su actitud en cualquier circunstancia y elegir su propio camino."

Viktor Emil Frankl, neurólogo y psiquiatra austríaco, fundador de la logoterapia, sobrevivió en varios campos de concentración nazis. A partir de esa experiencia, escribió el libro "El hombre en busca de sentido".

En este libro tan revelador, una obra maestra de la Psicología,Victor Franklnos revela lo esencial que es, no sólo para la felicidad y la autorrealización, sino también para la supervivencia del ser humano, incluso en las peores condiciones imaginables, tener un sentido para la propia vida.

Una vida con sentido nos impulsa a sobreponernos a cualquier circunstancia, por más adversa que sea (como lo demuestra el autor a través de los relatos de su experiencia en los campos de concentración nazis, donde las personas eran sometidas a las condiciones de vida más inhumanas que se puedan concebir).

También demuestra, en base a su trabajo como psiquiatra, que un sentido de la propia existencia ayuda incluso a los enfermos mentales a curarse, ya que según afirma en su credo psiquiátrico: "no hay enfermos del espíritu".

El espíritu humano es la fuerza más poderosa sobre la Tierra, ya que puede afectar y modificar no sólo la mente y el cuerpo de quien lo posee, sino también su propio destino y el de quienes lo rodean.

Teniendo en cuenta estas afirmaciones, podemos inferir que, como seres humanos poseedores de un espíritu tan poderoso, no hay situación que no podamos superar ni obstáculo que pueda impedirnos lograr nuestros sueños. El gran problema en nuestros días es la falta de sueños (o la convicción de poder lograrlos -la fe), fruto de un vacío existencial basado principalmente en la carencia de un sentido de la vida.

Por lo tanto resulta vital que, para poder realizarnos y alcanzar nuestras metas, encontremos primero un sentido para nuestra existencia que nos movilice hasta lo más profundo de nuestro ser. Frankl describe 3 maneras o medios de encontrar ese sentido:

1) Realizando una Misión que trascienda la propia existencia. Dejar un legado.

2) Acogiendo los regalos de la vida. Por ejemplo: por la conmoción interior provocada por la belleza de una obra de arte, la naturaleza o el amor.

3) Por el sufrimiento.

Este último sirve para encontrar un sentido para la vida sólo si es absolutamente inevitable, ya que de lo contrario sería sólo masoquismo. En este caso tenemos, como seres humanos, la capacidad única de hacer, mediante la aceptación del dolor, que éste tenga sentido y nos sirva para crecer interiormente y enontrar un motivo para seguir viviendo. Un caso muy común es el de la gente que pierde a un ser querido a causa de una enfermedad incurable como el cáncer, y encuentra la forma de sobreponerse fundando un centro de investigaciones para combatir dicha enfermedad. Estas personas no sólo han encontrado la manera de sobreponerse al dolor de la pérdida, sino que han trascendido creando algo más grande que ellos mismos.

Claro está que podemos recurrir a los 3 medios para encontrar nuestro sentido de la vida: Por ejemplo, yo puedo trabajar para lograr la Misión de crear una oranización para el cuidado del medio ambiente (1), y fortalecerla a través del respeto que siento por la naturaleza y el amor por mis hijos, a quienes quiero dejarles un futuro mejor (2). A su vez estaría dispuesto a afrontar todo el sufrimiento necesario para hacer ese sueño realidad (3).

Para terminar, quiero invitarte a reflexionar sobre este concepto tan importante y tan escurridizo en la actualidad, en la que el tedio y el aburrimiento nos quitan toda la pasión ser alguien en la vida y trascender nuestros propios problemas. Todo lo que necesitamos es ese fuego interior que nos mueve y nos da la convicción de saber que realmente podemos realizar cualquier cosa que nos propongamos en la vida. Sólo es cuestión de encontrar un propósito, un sentido.

Ese es nuestro más grande desafío.

Clasificación: 2.2 (9 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Francisco H. Alvarez E-mail: info@franciscoalvarez.net Web:     http://www.GananciasGVO.com/?ID=3704 Blog:     http://www.FranciscoAlvarez.net Twitter: http://www.twitter.com/FAlvarezOnLine Skype:  franciscohalvarez

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.