Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
sábado 25 de enero del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Los retos físicos y mentales de pilotar un coche de F1

veces visto 21295 Veces vista   comentario 0 Comentarios

Mucha gente desconoce las exigencias físicas y mentales a las que están sometidos los pilotos de F1 que han de estar en plena forma. En general, los requisitos relacionados con el estado físico son mucho más exigentes de lo que la mayoría de la gente cree. A menudo un piloto tiene una media superior a las 160-170 pulsaciones por minuto lo que no se suele alcanzarse en otros deportes. Esta frecuencia de pulsaciones es asombrosa y exige una forma física aeróbica impresionante.En este sentido, el entrenamiento incluye actividades que impliquen una mejora de estacapacidad, como correr o montar en bicicleta.

En los últimos años la media de pulsaciones por minuto de los pilotos ha aumentado entre 5 y 10 en comparación con años anteriores lo que indica que están más involucrados que nunca en la carrera. En realidad esto se considera más un factor mental que un aspecto físico de las carreras. Los pilotos de F1 necesitan tener un cuello fuerte porquesoportan una presión extrema en las curvas. La capacidad visual se mejora gracias a un software informático específicamente diseñado con el objetivo de aumentar la visión periférica. Hay estudios que han demostrado que los pilotos de F1 que han usado este software tienen el mismo rendimiento que quienes no son pilotos, pero la diferencia radica en que los pilotos de F1 necesitan menos actividad cerebral, lo que básicamente significa que requieren un menor esfuerzo mental. Esto se traduce en una mejora de los periodos de concentración, lo que hace que el piloto sea capaz de rendir durante más tiempo en comparación con un conductor que no sea piloto de F1.

Es sorprendente lo difícil que resulta respirar en el habitáculo aerodinámico, y esto se complica al tener que llevar un pasamontañas y un casco. Cuatro capas de ropa ignífuga, guantes, botas y casco son de gran utilidad para estar a salvo de las llamas, pero también mantienen el calor, lo que significa que el pulso de los pilotos es extremadamente alto y les resulta mucho más difícil respirar.

Por último, y no menos importante, un coche de F1 puede alcanzar5 veces la fuerza de gravedad en las curvas y al frenar. Al llegar a este nivel, tratar de levantar los brazos conlleva un gran esfuerzo, por lo que resulta vital tener mucha fuerza en la parte superior del cuerpo. Mover la cabeza de un lado a otro también requiere una asombrosa cantidad de energía, ¡incluso hablar puede resultardifícil! La fuerza G, que es como se le llama,consigue agotar la energía del piloto, afecta a la capacidad de respirar y puede incluso afectar a la visión. Todo ello explica por qué debe tener tan poco espacio en el coche, ya que así se consigue que se mueva lo menos posible. Los coches están hechos a la medida de los pilotos. El entrenamiento para llegar a ser piloto de F1 exige años de dedicación y una preparación meticulosa. No hay duda de que es mucho más difícil que conducir para ir al supermercado en hora punta, pero esto se compensa con la admiración y el éxito, por no mencionar la enorme compensación económica y el olvidarse de los cambios de neumáticos, la sustitución de lunas rotas o cualquier otro percance menor que han de solventar los conductores “corrientes”.

Clasificación: 2.1 (36 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor
No hay información sobre este autor.
¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.