Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
lunes 06 de abril del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Un Mensaje De Esperanza Para La Nueva Realidad: Pensamiento Positivo

veces visto 1010 Veces vista   comentario 0 Comentarios

Como seres humanos nos encontramos en una encrucijada. La globalización nos ha llevado a un callejón sin salida, o eso nos quieren hacer creer. Las crisis financieras y estructurales, las guerras, los desastres naturales, el hambre, la miseria, todo nos induce al pesimismo y al miedo. Y ya es hora de abrir los ojos y romper las cadenas que nos han sido impuestas desde tiempos inmemoriales sin ser conscientes de ello. Tomemos consciencia de que somos seres infinitos, y que sólo desde dentro de nosotros podemos cambiar la realidad. Nos han dirigido, engañado y esclavizado desde que existen las civilizaciones. Pero al ser conscientes de ello, por el mismo hecho, nos liberaremos. No es tiempo de miedos, sino de esperanza. Es tiempo del pensamiento positivo. Ha llegado la hora de que la Humanidad tome el control y regrese a casa.

El poder, sea cual sea, siempre ha utilizado el sistema de que cuando algo es contrario a sus intereses, primero lo oculta. Después lo ridiculiza. Y finalmente, cuando no tiene más remedio, lo ataca. Y eso es lo que está ocurriendo con todo el movimiento en torno al llamado Nuevo Orden Mundial. La acumulación de información en torno a este monstruoso proyecto ya es abrumadora. En gran parte debido a Internet, un medio que no pueden controlar totalmente. Aunque están en ello. ¿O acaso crees que las “advertencias” del poder norteamericano al resto de países sobre las normas de utilización de la red tienen que ver con la defensa de los derechos de autor? La censura en Internet está en su agenda.

Y no confundas a los norteamericanos con el Poder. Ellos serán los primeros en caer para arrastrar al resto. Y están tan ausentes y desinformados como los demás. Y es una de las claves, la desinformación y sobre todo la aceptación incondicional de la propaganda que ellos mismos generan. Cuando se llega a la cúspide, todo está en manos de las mismas personas, empezando por el poder económico y financiero. Pero los recursos naturales, las industrias, los medios de comunicación, los sistemas políticos, educativos, militares, todo en última instancia, está controlado por un reducido grupo en la sombra. A partir de un cierto nivel nadie puede entrar sin su consentimiento. Por el volumen de capital (ellos controlan el crédito y las finanzas), y por el entramado de relaciones necesario (también dominan todos los organismos y sociedades en la cima del organigrama).

Los medios de comunicación son una parte importante del dominio, incluido el mental, al que estamos sometidos. Para que lo entiendas, te pondré un ejemplo, el 11 S, que ya roza la idiotez: Es creado por diecinueve “terroristas” de los que unos cuantos han realizado un curso de pilotaje de avionetas de la Señorita Pepis (hay que reconocer su pensamiento positivo, o más bien optimista). Y eso que algunas de las maniobras que presuntamente realizan durante ese día son extremadamente difíciles y complicadas, con picados de 3.000 m en inclinación, sólo al alcance de expertos profesionales. Coordinado por un ex miembro de la CIA, Osama Bin Laden, procedente de una poderosa familia con lazos empresariales hasta con presidentes de los EUA, desde una cueva en Afganistán con un teléfono móvil. Destruyen tres edificios en Nueva York (planificados para recibir el impacto de un avión comercial y no caer) y la mayoría de gente sólo sabe de dos. Y el tercero, el edificio 7 que “colapsó”, es derribado con una demolición controlada encubierta demasiado evidente. Y según expertos se necesitan más de siete u ocho días, como mínimo,  para prepararla.

Esa misma semana habían sido programadas varias maniobras del ejército. Curiosamente, en Mayo de 2001 el presidente Bush entregó el mando de todos los ejercicios militares al siniestro vicepresidente Dick Cheney (CFR, Comisión Trilateral, Halliburton… vamos, un Illuminati de pro). Bajo su control, el 11 S, se ejecutaba el “Vigilant Warrior”, en el que se simulaba un avión comercial siendo secuestrado, fíjate que curioso. El “Vigilant Guardian”, en el que se fingía un ataque aéreo a los EUA. El “Global Guardian”, un ejercicio para probar la capacidad de respuesta ante un ataque nuclear. El “Tripod II”, una simulación de ataque bioquímico, preparado para el día 12, y que durante el 10 ya habían instalado al personal de la Agencia para el Manejo de Emergencias, FEMA, en el muelle 29 de Nueva York, y que fue utilizado como centro de respuesta a los supuestos ataques terroristas. Y el “Northern Vigilance”, desplegando cazas en Canadá y Alaska para monitorear un ejercicio militar ruso.

Dos de los ejercicios, el “Vigilant Guardian” y el “Vigilant Warrior”, estaban dirigidos por el Comando de Defensa Aeroespacial, NORAD, la agencia encargada de proteger el espacio aéreo norteamericano. Para estos ejercicios “colocaban” señales falsas en los radares para simular ataques aéreos o aviones secuestrados. Y por tanto, “casualmente”, el 11 S las pantallas de los radares de los aeropuertos estaban infestados de señales fantasma, creando más caos y desorganización. Y todo dirigido por Cheney. Sin embargo, los cazas militares destinados a la protección de Washington DC y Nueva York, también bajo mando de la NORAD, con capacidad de respuesta de entre cinco y diez minutos, no salieron hasta más de una hora después de los supuestos secuestros, o volando sobre el mar sin determinar objetivo. Mala suerte. Y también “casualidad”. Recuerda, ese día los Estados Unidos, y especialmente la zona de los “ataques” y su espacio aéreo, estaban siendo utilizados como campo de operaciones por el ejército, bajo la supervisión y total control del Vicepresidente.

Los presuntos terroristas actuaron con increíble eficacia y coordinación. Todos los datos oficiales son una inacabable retahíla de incongruencias, inexactitudes y argumentaciones inverosímiles, cuando no claramente falsas. No hay explicaciones de cómo consiguieron entrar en las cabinas, neutralizar a los pilotos (todos veteranos ex militares), y estos además, en ningún caso dieron la señal de secuestro, que cuesta un par de segundos realizar. El American 11 hasta pasó sobre la central nuclear “Indian Point”, que si hubiese sido atacada habría causado cientos de miles de víctimas. Pero, al parecer, no interesaba. Cuando la FAA, la Agencia Federal de Aviación civil, avisa a la NORAD de que hay un secuestro, estos, con sistemas mucho más sofisticados, en estado de alerta por las maniobras y con todo el control, civil y militar, argumentan que no pueden localizar el primer avión. Y en el colmo de lo ridículo, los controladores de la FAA intentan indicar a los militares, por teléfono, donde se encuentra. Y “casualmente” se pierde el tiempo para poder interceptarlo.

Hace años, se desclasificó material de la CIA, en que se explicaba un plan de los años 60 para desestabilizar la Cuba Castrista, que no llegó a realizarse. Se trataba de simular un secuestro aéreo, que acabaría estrellándose para crear un conflicto internacional. Pero en el aire sería suplantado por un avión DRONE, un avión de apariencia comercial, pero sin tripulación, teledirigido. Este tipo de aviones aún se usan para maniobras militares. El cambio se producía apagando el avión con pasajeros el Transponder (la señal que emite y captan los radares con la información del aparato a modo de matrícula), al cruzarse con el DRONE, y este encender el suyo, que previamente llevaba desconectado. Y evidentemente, el que se estrellaría sería el DRONE.

Los tres aviones que participaron en el 11 S, realizaron un incompresible desvío de cientos de kilómetros, en lugar de dirigirse directamente hacia su destino (dando facilidades para interceptarlos). Los tres apagaron su Transponder justo antes de entrar en zonas de no cobertura de radar (espacios entre la red de radares en suelo de EUA en que no hay señal o es mínima). Y fuera de esas zonas, volvieron a reaparecer. Abracadabra. Y con la NORAD comandada magistralmente por Cheney patrullando. Ahora bien, para bueno bueno, lo del Pentágono. Allí cayó… ¡Un avión sin alas! La trayectoria de una aeronave de esa envergadura hace imposible que, en el corto recorrido por la explanada frente al Pentágono, pueda hacerlo en paralelo al suelo para impactar frontalmente. Pero es que además se olvidaron de colocarle alas al misil que penetro el edificio, dejando un inexplicable boquete circular. “Quita, quita, si se lo van a creer igual…”

Y la huida del Mulá Omar y Bin Laden en ciclomotor por las montañas de Kandahar es de cine mudo cómico. Parece un guión de Buster Keaton. Imagínatelos en blanco y negro y con música de pianola. En fin, hay material sobre esto para aburrirte, pero es sólo para que comprendas que esta chusma puede hacer eso y mucho más. Pueden generar crisis, crear guerras o matar a presidentes de los EUA (de aquí para abajo, todo lo que se te ocurra), y luego vendernos lo que les dé la gana. Y la gente traga. Continuaré en la próxima entrega, pero recuerda que la idea es que hay esperanza. Y ahora más que nunca, pues se están quitando la mascara, el tiempo los apremia. Y si logras ver la mentira y tomar conciencia de tu verdadera realidad, todo encajará. La victoria es nuestra. Salud, besos y pensamiento positivo. A ser buenos.

Xavier Arriarán

http://www.xavierarriaran.com/elpensamientopositivo

Clasificación: 1.8 (12 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Xavier Arriarán El Pensamiento Positivo

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.