Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
domingo 05 de abril del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

El Mito del Subconciente

veces visto 2055 Veces vista   comentario 0 Comentarios

El éxito en la vida puede ser algo sencillo de alcanzar. Pero también puede ser casi inaccesible. Depende mucho de cuáles son las metas que te hayas propuesto conquistar. Sin embargo, es una constante el hecho de que rara vez es alcanzado por casualidad. Los acontecimientos favorables no caen del cielo, tienen que ser precipitados por la acción consciente y planificada.

Algunas personas cifran sus esperanzas en que todo surja prácticamente de la nada. De ese modo lo proponen algunos programas que tratan de hacer creer que la respuesta está en nuestro subconsciente. Dicen que manejando adecuadamente supuestos recursos que tenemos en determinada parte oscura de nuestra mente.

Es así como siguen promoviendo el cariz misterioso del éxito. Pero alcanzar las metas que te propones en tu vida no tiene nada de misterioso. Sabes casi todo lo necesario para triunfar y lo demás inevitablemente lo irás aprendiendo paulatinamente mientras alcanzas tus planes más inmediatos.

La respuesta no está en tu subconsciente, todo lo contrario, está en la actividad inteligente, consciente y bien estudiada que pongas en práctica. Necesitas pasar horas, tal vez días pensando y valorando cuáles son las opciones que tienes. Debes definir conscientemente hacia dónde deseas avanzar y con qué cuentas para hacerlo.

Cuando tengas todo conscientemente claro solo te resta luchar, emprender lo que ya tienes pensado. Rara vez alcanzarás el 100 % de lo que te hayas propuesto, pero con un 70 % estará muy bien. Los fracasos que enfrentes te servirán mucho para aprender y para hacer tu paso hacia la victoria más acelerado.

Pero insisto, necesitas estar bien atento, bien despierto para hacer lo que es inteligente hacer en cada momento. Tu inconsciente no puede ayudarte en esto. Si recuerdas algunos de los sueños que tienes mientras duermes sabrás cuan disparatados resultan ser. Esos son algunos de los productos del subconsciente.

Para llegar a la prosperidad económica o espiritual se requiere de mucha reflexión y de un plan concreto y lógico. Ese plan debes tenerlo guardado no en el subconsciente sino en el centro de la consciencia. Debe estar completamente a tu alcance para corregirlo y enriquecerlo cuantas veces sea necesario.

Es un completo mito eso de que te acuestas a dormir con la mente llena de problemas y despertarás con las soluciones. No pierdas tu tiempo esperando milagros de esa clase. No tienes que esperar que tales cosas improbables ocurran. Será mucho más rápido y efectivo si te pones con un lápiz y un papel a enumerar tus problemas. Luego comienzas a ver qué solución consciente puedes darle a cada uno de ellos. Y, después lo que requieres es actuar según lo que has previsto.

Esa es la clave del éxito, mientras unos sueñan con tener todo lo necesario para triunfar dentro de su subconsciente, otros se esmeran en buscarlo fuera. Y son estos los que se preparan, estudian, aprenden, planifican, luchan, perseveran y... por supuesto TRIUNFAN.

Sé siempre de estos últimos que no esperan milagros, sino que se los construyen ellos mismos con su pasión y dedicación. Al cabo de algunas semanas verás la abismal diferencia entre simplemente soñar y esperar, y trabajar conscientemente para hacer los sueños una brillante realidad. Empieza ahora, no hay tiempo que perder.

Si sufres de timidez descarga ahora el siguiente libro:

Las Verdaderas Causas de tu Timidez

Clasificación: 2.6 (24 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Alejandro Capdevila

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.