Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter

top articulo
twitter
facebook
Rss
jueves 07 de julio del 2022
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

El liderazgo y el manejo de la vida emocional

veces visto 20618 Veces vista   comentario 0 Comentarios

El liderazgo y el manejo de la vida emocional

 

El liderazgo implica expresarse en forma completa y eficaz; quiere decir que los líderes se conocen a sí mismos, saben cuáles son sus cualidades y sus fallas, como desplegar totalmente esas capacidades y compensar esas fallas. También saben lo que quieren, porqué lo quieren, y como comunicarles a otros lo que quieren a fin de lograr su cooperación y su apoyo; finalmente, saben cómo alcanzar sus metas. La clave de la auto expresión completa es la comprensión de sí mismo y del mundo controlando todas nuestras emociones y la clave de la comprensión es aprender de la vida y las experiencias propias. El propósito del estudio de las emociones es comprender qué significa proporcionar inteligencia a la emoción y cómo hacerlo. Para llegar a ser consciente de nuestras emociones y temperamentos hay etapas básicas fundamentales que estudiar, y en este artículo mencionaremos una parte y es acerca de la arquitectura emocional del cerebro y su coeficiente emocional.

Teniendo la capacidad de reconocer sentimientos propios y ajenos contaremos con la inteligencia emocional suficiente para comprender la interacción de estructuras cerebrales que dominan nuestros momentos de rabia y temor (o de pasión y dicha) lo cual revela mucho acerca de cómo incorporamos los hábitos emocionales que pueden minar nuestras mejores intenciones, así como acerca de lo que podemos hacer para someter nuestros más destructivos o contraproducentes impulsos emocionales. La capacidad de motivarnos a nosotros mismos, de perseverar en el empeño a pesar de las posibles frustraciones, de controlar los impulsos, de diferir las gratificaciones, de regular nuestros propios estados de ánimo, de evitar que la angustia interfiera con nuestras facultades racionales y la capacidad de empatizar y confiar en los demás son características de un formado cerebro con control emocional.

Nuestro cerebro emocional nos permite apreciar la vida, interactuar con nuestras emociones, tener creencias, ser felices y estar alegres; recordemos que sonreír produce una serie de cambios bioquímicos que cambian nuestra emoción y favorece la salud. El desarrollo del “coeficiente emocional” nos da más herramientas para reconocer y superar las emociones destructivas y cultivar las emociones benignas, pero el primer paso es el reconocimiento de nuestro estado emocional y el permitirnos entrar en contacto con nuestros sentimientos. Un gran descubrimiento de los estudiosos del mundo emocional, es que cada emoción tiene una frecuencia determinada, una especie de vibración, y las emociones, por ser energía, pueden ser transformadas, y elevadas en su frecuencia; intentemos estar en una frecuencia estable en la cual predomine la inteligencia.

Clasificación: 2.3 (26 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Programa de Maestría el Liderazgo Desarrollador, Instituto de Ciencias y Educación Superior

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.