Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter

top articulo
twitter
facebook
Rss
martes 26 de enero del 2021
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Guia Para Comprar Carro Usado :: Elección del carro técnico-mecanicamente óptimo

veces visto 1295 Veces vista   comentario 0 Comentarios

1.- DESE TIEMPO: Tómese el tiempo que sea necesario al hacer la búsqueda de su carro usado y sea muy crítico. Mire muchos carros antes de tomar una decisión. Sea racional, no se deje llevar por su ansiedad o las primeras impresiones y no se deje presionar por el vendedor del carro.

2.- RECUERDE QUE NORMALMENTE NO HAY GARANTÍA:En principio sobre los bienes usados no existe obligatoriedad legal de otorgar garantía.

Un vehículo usado puede contar con garantía en los siguientes casos: cuando la garantía inicial otorgada por el fabricante no ha vencido o cuando el distribuidor o vendedor voluntariamente otorga una garantía

(Numeral 26, sección de preguntas de la GUIA DEL CONSUMIDOR DE VEHÍCULOS AUTOMOTORES; Superintendencia de Industria y Comercio, Andi y Fenalco)

3.- APROVECHE LA LUZ DEL DIA AL REVISAR.- Siempre trate de inspeccionar los vehículos durante el día, ya que se pueden apreciar mejor los detalles. Concrete una cita con el vendedor temprano en la mañana, después de que el vehículo ha estado parado toda la noche. Hay que ver como arranca el auto a primera hora y también puede revisar las manchas de aceite u otras sustancias en el piso. Usted mismo puede verificar si el carro ha sido ya encendido esa mañana; solo debe colocar su mano en el capó; la temperatura de la lata lo confirmará. Además tenga presente la posición de la aguja en el momento de abrir el swich.

4.- BUSQUE UNA SEGUNDA OPINION LO MAS CALIFICADA POSIBLE.- Hágase acompañar de un mecánico de confianza u otra persona que le pueda ayudar a tomar decisiones y que le aporte conceptos. Además, si existen serias perspectivas de negocio y el vehículo pasara los chequeos preliminares es valedero querer sobre- asegurarse llevando el carro a un examen más a fondo en un taller confiable.

5.- ANALICE AL VENDEDOR: Tenga en cuenta el factor de la confianza, la procedencia y la transparencia por parte del propietario. Absténgase de comprar un vehículo cuyo dueño no le inspire confianza, aunque le esté dando un buen precio y el carro como tal se perfile como una buena opción. Afortunadamente para adquirir un vehículo usado, el comprador dispone de una gran oferta en el mercado de los usados lo que le permite darse el lujo de declinar opciones.

6.- NO DEMUESTRE EMOCIONES.- Analice con tranquilidad y circunspección cada detalle, resérvese las opiniones y expréselas al final cuidando de hacerlo sin ofender al vendedor pues a nadie le gusta que le demeriten lo que es de uno. Se debe ser muy diplomático al querer hacer ver los peros que pueden convertirse en rebaja del precio. No tema pedirle al vendedor que lo ayude o le muestre algo, usted tiene el derecho de hacerlo

7.- NO OLVIDE QUE USADO ES USADO.- Es normal que un carro usado adolezca de detalles pero en términos generales debe estar en buenas condiciones. Haga un recuento objetivo de estas pequeñas cosas, evalúelas y al final haga que se tengan en cuenta para una posible rebaja del vehículo. No descarte, sin embargo, un carro por pequeñeces como bombillos fundidos o extintores descargados. Deténgase en los detalles significativos y evalúelos desde el punto de vista de la facilidad para subsanarlos y de la erogación total que ello conllevaría. Por más “uva” que pueda estar un carro usado SIEMPRE surgirán detalles por hacerle.

8.- ACCESORIOS BÁSICOS.- Recuerde que es usual que el carro incluya llanta de repuesto, gato y cruceta pero también otros accesorios si ello se acuerda expresamente. Igualmente es usual que se entreguen las copias existentes de llaves de puertas y swich. Aquí conviene aconsejar que, mientras sea posible, se haga cambio de las cerraduras o, por lo menos, se coloquen seguros contra intrusos adicionales a los que el carro poseía.

9.- REVISE DETENIDAMENTE

9.1 LINEA DEL VEHICULO:

Mire que los filos y pliegues en la carrocería, que originalmente posee ésta y que están definidos de extremo a extremo en sus dos costados u otros puntos, coincidan como una línea continua, definida y sin irregularidades. Además que se conserve una relativa simetría con relación a un plano perpendicular al piso que lo divide longitudinalmente en dos partes aproximadamente iguales.

9.2 ESTRUCTURA:

Se debe eliminar cualquier duda acerca de la posibilidad de que el carro haya sido volcado o sufriera colisiones serias que comprometieran su estructura. Analice detenidamente punteras y parales; busque posibles torceduras, soldaduras o remiendos de cualquier tipo, también posibles zonas carcomidas. Cualquier aspecto extraño es importante analizarlo, pues es muy difícil el arreglo de daños que comprometen la estructura del vehículo.

De ser posible, desde otro vehículo observe el carro desplazándose; mírelo viniendo y alejándose; en la misma línea de desplazamiento y desde otros ángulos. Observe especialmente que el carro no “ande” de lado, sin seguir estrictamente un eje longitudinal . De paso analice si lo hace serenamente y cuál es el comportamiento de las llantas, si rebotan o zigzaguean

Lo referente a situaciones que tienen que ver con estructura es incluso más importante que el mismo estado del motor. Un examen verdaderamente confiable lo dará un chequeo en el BANCO DE PRUEBAS.

9.3 ESTADO DE LATAS Y PINTURA:

Inicialmente observe si las uniones de puertas con respecto a los parales son parejas, igual las uniones de las defensas con la carrocería. Mire si ésta presenta indicios de lata martillada o ángulos y filos que no siguen una línea armónica. Detalle si los empaques de los vidrios, especialmente del panorámico y del trasero, sientan bien contra la superficie de éstos y contra el marco metálico.

Abra una por una las puertas y busque zonas de corrosión, deténgase en la parte baja de la puerta, donde se han practicado ranuras de desagüe. Si estas ranuras están severamente obstruidas de seguro existirá corrosión interna, comprobable especialmente al quitar el guarnecido. Busque indicios de pintura fresca de aerosol que, a última hora, pudiese estar cubriendo corrosión activa.

Aproveche y trate de aguzar su olfato para detectar olores a humedad emanados de las alfombras que pudiesen delatar filtración de agua al interior de la cabina, debido a partes oxidadas o huecos que lo permitan.

Mire si el tono de la pintura es uniforme en toda la carrocería, Si existieren zonas de otra tonalidad analice que tan grave pudo ser el impacto que motivó el trabajo de pintura y/o latoneado

Lleve en su bolsillo un pequeño imán y colóquelo en las zonas que pudiese usted sospechar que estas rellenadas con “hueso duro”; sea cuidadoso, sin embargo, puesto que pudiese tratarse de zonas que originalmente vienen en plástico, fibra de vidrio u otro material.

Evalúe el estado general de pintura, su brillo y homogeneidad.

9.4 MOTOR:

Levante el capot y eche una ojeada inicial al compartimiento del motor. Es importante detectar posibles escapes de aceite, liquido para frenos o hidráulico de la dirección, analícelos si ellos existieran buscando simples deficiencias de los empaques de las tapas o uniones con abrazaderas sueltas o flojas. Mire el aspecto general que presenta el compartimiento del motor, ello también da una idea de los cuidados que se han tenido con el vehículo. Si se observa que este ha sido llevado recientemente a lavado de motor debe ser aun más cuidadoso al querer detectar fugas.

Inspeccione el agua del radiador para ver si tiene indicios de aceite. Igualmente observe la varilla de calibración del nivel de éste y constate que no hay indicios de emulsionamiento (mescla de aceite y agua que suele dar un aspecto lechoso) que pudiesen delatar problemas con el empaque de la culata. Dese cuenta del nivel que presenta y el estado del aceite y su viscosidad, haciendo prueba con sus dedos índice y pulgar.

Trate ahora de encender el motor del vehículo y tome nota de que tan eficientemente lo hace o si, por el contrario, se debe “chancletear” o insistir en el estárter.

Caliente el motor lo más próximo posible a su temperatura de trabajo y verifique si despide olores a aceite quemado o a combustible que escapa. Agudice su oído y verifique que no existen ruidos o golpes extraños en el interior del motor. Observe además si éste trata de ahogarse y si la marcha en ralentí es suave y pareja.

Eleve las revoluciones del motor hasta unas 2.000 y observe el escape; no debe haber presencia de humo azul, o blanco muy denso; ellos delatan problemas en el funcionamiento del motor, sobre todo el primero, que es característico al quemarse aceite en las cámaras de combustión. En tiempo frio es normal que mientras el motor calienta se produzca con relativa abundancia en el escape vapor de agua. Este debe ser inodoro y en ningún caso deberá producir irritación o molestia en los ojos.

Proponga dar una vuelta en el carro y confirme inicialmente la suavidad en la introducción de los cambios, dirección, embrague y frenado.

Si el carro es mecánico haga esta prueba: llévelo hasta cuando le pida la tercera, siga acelerando y a los cinco o seis segundos devuelva la palanca a segunda y analice el comportamiento del carro. Si el carro tiene buena COMPRESIÓN usted deberá sentir que el carro tiende a frenarse bruscamente debido a la oposición de las revoluciones presentes en el motor, fenómeno que también interviene al bajar una pendiente utilizando adecuadamente esta tendencia.

Pruebe la solvencia del motor al subir una pendiente. Compruebe también lo dicho en el párrafo anterior bajándola en segunda. Deberá sentir que el motor le ayuda en el frenado evitando que el carro se desboque.

Si puede, adicionalmente, haga medir por un mecánico la compresión de los cilindros para estar más seguro. La lectura varía de acuerdo a la cilindrada, y otros factores, sin embargo un buen mecánico le dirá si ella está, dentro de los valores aceptables. Más importante aún que los valores que arroje la prueba es la diferencia entre las lecturas de los distintos cilindros. Ellas, no deberán nunca estar por encima de más o menos 8 psi entre dos o más cilindros.

Observe si se enciende el piloto de CHECK ENGINE cuando el motor está en marcha, de ser así ocurre alguna anomalía en el motor que deberá ser diagnosticada llevando el vehículo a un scanner.

9.5 EMBRAGUE Y CAJA:

pise en pedal de embrague y detecte si al tiempo se produce un ruido como de balinera seca. De ser así este elemento estaría para cambio pero también seria fuerte indicio de que los dos elementos restantes (disco y prensa) también pudieran estarlo.

Acelere el vehículo en un cambio alto, tercera o cuarta ojalá en una pendiente ligera; deberá notar que al aumento de revoluciones corresponde un aumento también en la velocidad de desplazamiento. De no ser así el disco se está patinando debido a desgastes en éste y/o prensa.

Trate de cambiar a una velocidad inferior yendo despacio. Esta acción deberá estar libre de chirridos o ruidos molestos

Verifique que todos los cambios entren suaves, sin ruidos ni asperezas. Igual si el carro no es estándar verifique que los cambios automáticos se conmutan suavemente.

9.6: DIRECCION:

Verifique que la dirección se mueve suave y homogéneamente. En la dirección hidráulica el volante gira con tan solo un leve esfuerzo. Es importante que no haya juego en el volante y que todo el recorrido se cumpla sin asperezas, o fricciones extrañas y que el carro no vibre al superar una cierta velocidad, anomalía conocida vulgarmente como very-very.

Observe que los planos de las llantas formen una perpendicular con el piso y que la distancia entre los puntos más anteriores de las dos llantas delanteras sea la misma, aproximadamente que la de los dos puntos más posteriores de las mismas, es decir, dicho en términos más técnicos, que las llantas no presenten desajustes evidentes en CAMBER y TOE (convergencia-divergencia). Verifique que las llantas presenten desgaste parejo.

9.7 FRENOS

El pedal del freno no deberá disponer de mucho recorrido para actuar ni tener excesivo juego libre, tres o cuatro milímetros son lo ideal para este último.

El frenado deberá ser efectivo sin exigir esfuerzo considerable al conductor.

Al aplicar el freno el pedal no deberá fluctuar, pues ello sería posible indicio de discos torcidos

Verifique ahora que el freno de mano actúa adecuadamente.

9.8 VARIOS:

observe que el tablero de instrumentos esté en buen estado y que el velocímetro, odómetro, tacómetro y otros elementos trabajen adecuadamente.

Observe que luces, pito, y sistema eléctrico en general funciona. .Observe el estado de los guarnecidos y tapizados.

Observe el estado general de vidrios y espejos. Preste atención especial al panorámico.

Carros

Clasificación: 2.4 (5 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Carros Colombia

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.