Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
domingo 08 de diciembre del 2019
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

topluz, Escritor de Articulo.org


La vieja aspiración de los responsables técnicos del servicio municipal del que depende el alumbrado se cumplirá este año. Las luces de Navidad preparan una pequeña revolución frente a los modelos pasados que promete ganar en espectacularidad. Frente a la premisa de ni una calle sin sus luces de Navidad, Oviedo se dispone este año a concentrar la iluminación en una serie de puntos concretos. En especial en el centro pero también en los barrios, que contarán con sus correspondientes "puntos de encuentro".



La idea, inspirada en los modelos navideños de las grandes capitales centroeuropeas, consiste en desarrollar motivos vistosos, con diseños modernos, hitos que buscan la espectacularidad, antes que las líneas interminables de luces por todas las calles.



De esta forma, indican fuentes próximas al servicio, se busca mejorar en espectacularidad y rentabilizar la inversión tanto en lo estético como en lo económico.



Para lograr esta "revolución" navideña, con un presupuesto mucho más modesto que el que manejan las ciudades españolas más especializadas en el impacto con la iluminación, como Vigo o Málaga, el área que dirige Nacho Cuesta ha encargado a la empresa que desarrollará la propuesta este año que busque también el apoyo en la monumentalidad de los edificios del centro y en los comercios de Oviedo que han ofrecido colaborar en el diseño de luces.



La centralización de las luces de Navidad y las bolas LED como estas, al margen de los hitos concretos que se organicen en los barrios de la ciudad, tendrá un nombre propio. El Campo San Francisco y más en concreto el paseo del Bombé será el gran foco de la iluminación. Lo que se espera de la empresa Germán Vizcaíno, que ya está haciendo pruebas con los modelos que instalará en Oviedo, es que desarrollen los modelos que ya probaron durante las fiestas de San Mateo, desplegando tendidos de luces por las calles del Campo o cortinas como la que marcaba las entradas a los itinerarios en la parte baja del parque.



Igual que sucede con el "Silvesterpfad" en Viena -literalmente "recorrido de fin de año"-, donde las luces trazan una línea de actividades, espectáculos y mercadillos en el centro de la ciudad, en Oviedo la iluminación también cumplirá la función de mostrar el itineario navideño. Esa línea de hitos luminosos, tendidos, cascadas y arcos conectaría, así, los escenarios principales: el Bombé, con la pista de hielo y la carpa de circo con las actividades, y Porlier y la Plaza de la Catedral, con el mercadillo de inspiración nórdica y el portal de Belén.



Las luces de Navidad, salvo algunos elementos que se han colocado ya en los últimos días, empezarán a instalarse en las calles de Oviedo a partir del próximo domingo 10 de noviembre. El encendido está previsto para el 6 de diciembre, durante el puente en el que también se inaugurará el mercadillo de Porlier y de la plaza de la Catedral. Las actividades se prolongarán, así, durante un mes, hasta el 6 de enero.


 

Contactar con este autor