Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter

top articulo
twitter
facebook
Rss
viernes 03 de diciembre del 2021
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

¿El Dios de Israel es Yahveh o Jehova?

veces visto 2086 Veces vista   comentario 3 Comentarios

En el mundo antiguo se consideraba mucho el término  “panteón” (del griego: pan= todo, y tehos = dios), es decir, el conjunto de divinidades que cada pueblo tenia y veneraba, era tan numeroso, que resultaba imposible honrarlo con eficacia si no se sabía su nombre, es que cada uno de los dioses cumplían una función específica para con el hombre, y solo invocando al dios adecuado se podía obtener los beneficios esperados.

Los Sumerios.- Aun, al dios del cielo, Enlil, al dios de la atmosfera inferior, Enki al dios de la tierra.

Los Babilonios.- Shamash, el sol, Sin la luna, Ishtar, diosa del amor.

Los egipcios.- Amon, Nun, Hator, Osiris, Isis, Etc.

También el pueblo de Israel, en su etapa más antigua, creía que existían todos estos dioses protectores de los demás pueblos.

Cuando Dios decide liberar a su pueblo de la esclavitud egipcia, elige a Moisés para conducir la colosal empresa. Un día, mientras este se hallaba pastoreando las ovejas de su suegro, se le apareció en una zarza en llamas y le manifestó su voluntad: Ex 3,13.

Moisés quiso saber el nombre particular de este Dios que se le manifestaba tan sorprendido: Ex 3,14.

En el idioma hebreo de entonces el verbo ser es “hawah” y por eso el nombre de Yahveh se traduce normalmente por “el que es”. Pero ¿”el que es, que”?

El que es impronunciable, es decir, no se trataría realmente de un nombre, sino de una contestación evasiva de Dios, para que no supieran su verdadero nombre, y no fuera utilizado en ritos mágicos como hacían los otros pueblos.

En el siglo VI a C., al regresar del cautiverio de Babilonia, los doctores de la Ley y los guías del pueblo, después de entablar largo debates decidieron no pronunciar nunca jamás el nombre sagrado de Yahveh, y cuando este apareciera en el texto de las escrituras, el lector debería reemplazarlo por Adonai (mi Señor, en hebreo).

Se extendió así entre los judíos la costumbre de evitar el sublime nombre de Dios, que por estar compuesto de cuatro letras fue llamado Tetragrama Sagrado, (del griego tetra = cuatro y grama = letra), y se escribe YHVH.

Como es sabido en la lengua hebrea, sus palabras se escriben solamente con consonantes, sin vocales. Este hecho extraño en realidad con nuestros idiomas modernos proviene de una necesidad muy sencilla de comprender; la de ahorrar el material de la escritura.

Para ello se idearon dos recursos: escribir todas las palabras sin separación, y no transcribir las vocales. El que leía las consonantes podía añadir por su cuenta las vocales, ya que eran por todos conocidas. La totalidad de los libros del Antiguo Testamento en hebreo usaron este sistema. Es por esta razón que el texto hebreo de la Biblia fue haciéndose cada vez más difícil de leer, de entenderlo, y de mantenerlo único.

En la escuela rabínica de la ciudad de Tiberíades, al norte de Israel, un grupo de maestros llamados “masoretas” (de la palabra hebrea masora = tradición), decidieron fijar de una vez por todas la pronunciación exacta del texto sagrado, e hicieron hacer algo insólito para la lengua hebrea. Inventaron un sistema de vocales, que consistía en rayas y puntos colocados arriba o debajo de las consonantes.

Cuando comenzaron  hacer este trabajo, mientras vocalizaban los manuscritos, y al llegar al Tetragrama Sagrado (YHVH) tuvieron un grave inconveniente; después de siglos de no pronunciarlo, ya nadie se acordaba de cuáles eran las verdaderas vocales que le correspondían, entonces pusieron las correspondientes a la palabra “Adonaí” (- Y a H o V a H -)

Hay que aclarar que la “i” final de Adonai, es consonante y no vocal en hebreo, por lo que no fue tenida en cuenta. Solamente hubo que cambiar la primera “a” en “e” por razones de fonética semítica: (Según el sistema inventado por los masoretas, la consonante “Y” primera del tetragrama, por ser consonante fuerte, no puede llevar la vocal “a”  que es débil, sino que se debe cambiar por “e” que es vocal fuerte.

A partir del siglo  XIV a. C., se comenzó a leer el nombre sagrado YHVH  con las vocales que los masoretas habían colocado debajo es decir, “e – o – a”, lo cual dio como resultado YeHoVa, nuestro actual Jehová, y que no significa nada.

Si le preguntamos cómo prefiere Dios que lo nombremos, seguramente nos dirá con las palabras de Jesús: “Ustedes, cuando oren, digan así: Padre nuestro que estás en el Cielo….”

Clasificación: 2.4 (21 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Andrés Arbulú Martínez

Comentarios
maes 17 de Jun, 2010
0

disculpe pero su comentario me parece algo erroneo porque el tetragrama YHWH es el nombre que aparece escrito en la biblia original y si es sierto que los judios prefirieron no nombrar este nombre ,ya sea para que no se usara en rituales demoniacos o bien porque ellos lo consideraban demasciado sagrado como para nombrarlo, pero sin embargo ,es Dios mismo quien pide que se le llame por el nombre ya que este aparece casi siete mil veces en las escrituras originales, ademas el mismisimo padre nuestro resa "padre nuestro que estas en los cielos santificado sea tu nombre" ¿no cree que lo logico para santificar el nombre de Dios es que sepamos cual es ?... ahora bien ,es cierto que no sabemos con exactitud cual es el nombre real de Dios , porque en estos tiempos no savemos como se pronunciaba exactamente el tetragrama YHWH, por lo que hoy esas iniciales se traducen al español y suena algo asi como jehova o yave o incluso jah , que aparece en los salmos ... por lo que yo le digo que no nos preocupemos por cual es es verdadero nombre porque lo que DIOS escuha es y siempre ha sido el corazon de las personas ya sea que ud use en sus oraciones el nombre "jehova," "yave " o "jah" Dios escuchara sus oraciones igual. si ve que ud se comporta como deve a los ojos de DIOS claro. ademas es por un tema de confianza que Dios nos ofrece para que nosotros le hablemos sin miedo acerca de nuestros problemas , asi como le hablamos a un amigo o a un padre amoroso... saludos que este bien. :)

Estebangomez 21 de Mar, 2011
0

Me parece bueno su artículo, pero creo que debería dar algo bibliografía, pues de lo contrario suenan muy subjetivas las palabras que usted usa. Po ejemplo, cuando habla de la tradición se los masoretas, debe decir de dónde sacó esa información, pues eso suena a un invento suyo. aunque yo sé que no no es, pues lo he escuchado en otros lugares, pero debería incluir bibliografía.
También me gustaría saber en dónde hizo el diplomado en teología.
Gracias.

goyobrito10 06 de Dic, 2012
0

Por la fecha en que hace la publicación de esta página, dispensen la fecha de este mi comentario y consiste en lo siguiente:

El Hebreo Arcaico y el Paleo Hebreo son en cierto modo diferente al Hebreo Moderno, ya que este fue creado con consonantes y el agregado de minúsculas vocales en forma de signos diacríticos. Lo que vino a tener una interpretación errónea del Nombre Divino. En la Antigüedad las letras originales empleadas para pronunciar el Nombre Divino era IEUE, que son 4 letras iniciales que se desprenden de la Revelación dada por Elohim Shadday (Dios Omnipotente) a Moisés diciendo: Ío seré, El que a Ustedes me ha Enviado (Éxodo 3:14). La "H" y la "Y" actual no figuran en los textos sagrados. Lo que si figura en los textos sagrados antiguos es la Vau (Y) que es equivalente a la letra griega Upsilon (Y), que es una "U", hoy en día aparecida en el Nuevo tetragrama que confeccionaron los judíos como "V" por qué le quitaron el palito de abajo. La Vau (Y) significa vara de carpa, y nunca es igual a la "Y" actual ya que esta la utilizaron para desplazar a la Iod (I) y darle el nombre de Yod. La "H" pared de carpa no puede ser igual a la "E". Esta letra “E” es la original, que si figura en los textos originales de manera invertida. ¿A quien le debemos este gran error que se sigue cometiendo por arrogancia y prepotencia de los que quieren seguir profanando el Santo Nombre?, pues a los Masoretas del Siglo VI d.C., los que al ocultar el Divino Nombre IEUE, lo suplantaron por YaHoVaH. Léase a Ezequiel 36:19-23, donde IEUE habla de la Profanación de su Santo Nombre por la Casa de Israel en las Naciones donde fueron esparcidos. Por esto en todas las naciones se cree que el Divino Nombre se escribe con YHVH, y que las vocales no se saben. ¿Cuáles son las vocales? Son precisamente IEUE el Santo Nombre. Recuérdese que la Vau, es en realidad una “U” y no es la misma letra “V” latina, que aparece casi a lo último de los abecedarios de los de lengua hispana, y de acuerdo a su posición no tiene el mismo valor numérico de 5.

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.