Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
lunes 06 de abril del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Lo más trascendental en la cultura cubana.

veces visto 1227 Veces vista   comentario 0 Comentarios

En la cultura cubana de este año 2010, muy llena de hechos culturales, y de grandes logros en el sector de la cultura, debe destacarse algo que a juicio de este observador critico y de muchas personas en el país llenó de admiración, a miles de familias en Cuba, porque dentro de nuestra cultura, miles de generaciones hemos crecido, bajo su mito, su gran sello de artista de calibre, y de renombre, su gran virtuosismo, e histrionicismo, su magnifica interpretación de grandes composiciones musicales, y su entrega en vida al arte, que hacen : De la artista, al mito, a la eternidad, a nuestra doña Rosita Fornés, la gran súper vedette absoluta cubana, halla podido realizar una gran súper gira, por toda nuestra patria cubana. Rosita Fornés, esa gran artista lírica, de la ópera, de la opereta, de la zarzuela, desde que comenzó su carrera artística ocupó uno de los primeros lugares en todas las listas de éxitos, y su nombre es destacado en toda la prensa de la época, y de los reportajes de la televisión después. Su presencia en el cine mejicano, argentino, español y cubano, acompañada de otras grandes e importantes figuras de renombre del mundo artístico de la época, hacen de ella indiscutiblemente una artista de renombre Internacional. No abandonó su país, para trabajar en el extranjero, cuando muchos ricos y burgueses abandonan Cuba. Al llegar los albores de la Revolución Cubana, se quedó junto a su pueblo, para adornar las noches de desvelos, de combates, y de lucha contra los vestigios contra revolucionarios, de miles de combatientes, milicianos, mujeres cederistas y pueblo en general. Con su bella voz, su femenina presencia, que hizo de ella una mujer bella, linda y una figura inigualable con una imagen y una presencia única dentro de nuestra cultura, por lo que la admiración hacia Rosita, creció, creció y creció, hasta que se convirtió en una gran súper vedette. Su presencia en la Televisión, en el Teatro, y en el actual cine cubano, habla de esa gran otra artista, entregada a su pueblo, a su cultura. Su programa estelar: Cita con Rosita, y su presencia en el Festival de Varadero 70, nos entregó a una Rosita virtuosa, talentosa, de grandes vuelos imaginativos, una afinada voz, y un timbre de voz muy personal. Las interpretaciones de canciones ligeras difíciles, como: Por los andes del orbe, Now, Cuba que linda es Cuba, Balada para un loco, Uno dos y tres, Casarse por amor, La salida de Cecilia Valdez, La guantanamera, Te espero en la eternidad, y obras de Guzmán, Lecuona, y otros geniales compositores, con bellos vestidos, vestidos que imitaban las monedas de oro, las minifaldas, o vestida de campesina o miliciana, hicieron de aquellos momentos, una entrega absoluta a la cultura cubana, por lo que nunca han sido olvidados, ni superados. Sus viajes al extranjero, dieron renombre a Rosita Fornés, sus entrañables entrevistas en Méjico, dando muestras de su cultura, su talento artístico, y su gran modestia, la hizo vibrar en los recitales que ofreció en ese país azteca, en la década de los años ochenta. Con admiración siempre, y demostrando mucho talento, recordamos sus incursiones en obras como: Vivir en Santa Fé, Confesiones en el Barrio Chino, Plácido, Se permuta, Papeles Secundarios, Las últimas noches de Constantinopla, y esta Reciente Gira por Cuba. Todos los que la admiramos, y crecimos bajo su influjo, su bella voz conservada, su indiscutible presencia de mujer y de artista, que nos entregó las mejores notas musicales en este concierto, en vivo, por todo el país, que nos hizo temblar de alegría, y las ganas de cantar con ella eternamente. Con su bello gusto, un repertorio para más de una hora y cuarenta y cinco minutos de actuación, y canto, ella nos hizo vibrar a todos de alegría, por la entrega de un arte de grandes dimensiones, como dirán otros: de grandes quilates, la entrega de una artista consagrada hacia su pueblo, que la admira, quiere, y ama. Vale para bien, esta Rosita, que no deja que sus pétalos caigan, para mantenerse como la más auténtica de todas las Rosas, para que siga siendo por los siglos de los siglos: La Rosa-Fornes: de la artista, al mito…. A la eternidad.

Clasificación: 2.8 (21 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Arq. Guillermo Morán Loyola.

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.