Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter

top articulo
twitter
facebook
Rss
jueves 01 de octubre del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

¿Tiger Woods entrena el Área Número 4 del Golf?

veces visto 10405 Veces vista   comentario 0 Comentarios

 

Este artículo es importante ya que identifica un área que ha permanecido a oscuras durante muchos años en el mundo del deporte y solamente se interesaban por ella los que luego fueron los mejores jugadores del mundo.

Estoy convencido de que tambien Tiger Woods, y otros, entrenan este área de una forma completa.

Para explicarte en qué consiste este área número 4 del Golf, te voy a presentar a un entrenador mental, se llama Pablo y trabaja en un club de golf con los jugadores que necesitan y se atreven a formarse en el aspecto mental del juego. Te dejo con él...

Pablo tenía que dar una charla a unos jugadores profesionales de Golf.

Desde que había comenzado a trabajar con jugadores de golf se había dado cuenta de las reacciones poco entusiastas que despertaba entre la gente hablar de realizar entrenamiento mental.

Pensó durante mucho tiempo cómo solucionar esta resistencia inicial. Sabía que primero tenía que cambiar lo que la gente se representaba en su mente cuando alguien les hablaba de entrenar la parte mental.

Poco a poco fue desarrollando el guión de la charla a los jugadores profesionales: Utilizaría el poder de las palabras para dar forma, ante los ojos de los asistentes, al hueco que ha existido siempre en el mundo del deporte a nivel global y en particular en el golf.

Llegó el momento.  Pablo viajó a la capital para dar la charla en un congreso de golf.

Su auditorio era numeroso y estaba formado, en su mayoría, por jugadores profesionales en activo. Se dirigió a ellos con una sonrisa:

-Hola a todos y gracias por asistir a esta charla. Vengo a hablaros del Entrenamiento Mental en el golf y me gustaría haceros una pregunta: ¿Quiénes queréis iniciarlo?

Ninguna mano se levantó de inmediato. Al cabo de un tiempo que se hizo increíblemente largo (diez segundos) dos jugadores alzaron tímidamente la mano.

-Vaya –exclamó Pablo-, no parece que este tema suscite mucho entusiasmo entre vosotros. Lo que voy a hacer es analizar el aprendizaje del golf y la búsqueda de la maestría, en función de las necesidades que hayáis tenido desde que sois jugadores profesionales.

-Quiero empezar haciéndoos una pregunta: ¿en algún momento, de vuestras carreras, habéis tenido problemas con el swing?

Esta vez se alzaron la mayoría de las manos.

-¿Y qué habéis hecho para solucionarlo lo antes posible? –les preguntó Pablo.

-Yo me puse a entrenarlo como un loco –dijo un jugador bajo y robusto.

-¿Cuánto tiempo necesitaste para volver a ser competitivo o a estar a gusto con tu swing? -le preguntó Pablo.

-En un mes había solucionado el problema –le contestó el jugador.

-¿Alguien más? –interrogó Pablo a su audiencia.

-Yo necesité de mi entrenador para corregirme –dijo otro jugador del fondo de la sala-, aunque consolidar el nuevo movimiento me llevó tres meses.

-Bien –dijo Pablo y siguió mirando expectante esperando más testimonios.

-Yo me hice un análisis del swing por ordenador y lo estuve entrenando un par de meses hasta quedar satisfecho –dijo un jugador de la primera fila.

-De acuerdo –continuó Pablo-, gracias a todos por vuestras respuestas. Y hablando de otro orden de cosas ¿habéis tenido que entrenar la parte física de manera mucho más intensa en algún momento? –les preguntó.

Un jugador del fondo de la sala levantó la mano para hablar.

–El aspecto físico lo entrenamos siempre, para ir sobrados en el campo. Date cuenta que es normal jugar mañana y tarde, cuando entrenamos. En algunas competiciones puede sucedernos lo mismo y no podemos acabar muertos cuando hacemos 36 hoyos.

-Sí, sí –dijo Pablo sonriendo-, se os ve fuertes. Gracias por comentarme este punto. Otra pregunta: ¿Habéis tenido alguna vez que recurrir a alguien más experto para que os ayudara a leer mejor el campo, el green, las múltiples variables que pueden intervenir en varios días de torneo, o a mejorar vuestra estrategia de aproximación?

Varias manos se levantaron y un jugador al que Pablo le dio paso con un gesto, empezó a hablar.

-Yo tuve una época en la que tras jugar unos torneos en campos muy exigentes y con malas condiciones meteorológicas, me di cuenta de que necesitaba entrenar más mis estrategias de aproximación. Las trabajé a fondo con una persona a la que yo seguía por sus grandes conocimientos. Aprendí mucho y eso tuvo una buena incidencia en mi juego.

-Gracias –le dijo Pablo-. Ahora quiero que apuntéis en las hojas que tenéis en vuestras mesas, cuáles son vuestras dificultades mientras jugáis un torneo de golf. Os daré unos minutos para hacerlo...

Pablo observó cómo lo hacían moviéndose entre ellos y contestando de vez en cuando alguna pregunta. Cuando acabaron, volvió a su posición delante de los jugadores y siguió hablando.

-¿Podéis decirme cuáles son vuestras dificultades?

-Concentrarme durante el torneo –dijo un jugador.

Pablo anotó su respuesta en la pizarra que había en la sala donde se estaba celebrando    la charla.

-Empezar bien en el hoyo 1 –dijo otro jugador.

-Ser más regular.

-No entender por qué cambio tanto en mi forma de jugar, de muy bien a muy mal en sólo unos hoyos.

-No sobreponerme a malos golpes.

-No sobreponerme a un mal comienzo.

-Cuando estoy bien clasificado y puedo ganar, se me hace terrible la presión.

-Me enfado cuando un juez me apremia.

-Cuando los que van por delante se duermen eso me enfurece.

-Si me van las cosas, paga mi mal genio mi caddie o el que esté más cerca de mí.

-Me quedo muy mal durante días cuando fallo en un torneo.

-Me pongo muy nervioso antes de jugar un torneo muy importante.

-Con el putt hay días buenos aunque la mayoría los tengo malísimos.

Pablo iba anotando todas las respuestas, algunas se repetían y colocaba una cruz a la derecha. Cuando todos acabaron de enumerar sus dificultades, se les quedó mirando unos segundos.

-Bien, muchas gracias a todos. Ahora quiero preguntaros cómo entrenáis para concentraros durante todo el torneo –dijo Pablo volviéndose para leer la primera frase de la lista de la pizarra.

-No sé –dijo el que había manifestado esa dificultad-. Intento en cada torneo mantenerme concentrado aunque siempre hay algo que me hace perder la concentración.

-¿Y cómo entrenáis el empezar bien en el hoyo 1? –dijo Pablo leyendo la segunda dificultad de la pizarra.

-Eso no sé entrenarlo –dijo otro jugador-, intento llegar en buenas condiciones al hoyo uno pero sé que si no empiezo bien voy a ir arrastrándome todo el día.

Pablo se dirigió a su audiencia.

-Podría seguir preguntándoos cómo entrenáis para ser más regulares y sobre los otros puntos, pero quiero haceros ver una cosa: Sabéis cómo solucionar cualquier dificultad de técnica, de estrategia o que está relacionada con la forma física. No es un problema más que de trabajo el solucionarla. Pero, ¿qué pasa con todo este bloque de dificultades? –dijo, señalando a la larga lista de la pizarra-. Parece que no sabéis por donde hincarle el diente, ni cómo trabajarlas?

Los jugadores estaban en cierta manera desconcertados porque les estaba siendo muy evidente que todas las dificultades por las que atravesaban tenían un origen en su parte mental.

-No creéis –continuó Pablo- que si vuestro entrenamiento fuera completo solucionaríais también estas dificultades y seguiríais vuestra evolución como jugadores cada vez mejores?

Los jugadores asentían. Uno de ellos preguntó: -Pero ¿cómo se entrena eso? –dijo señalando la lista.

Pablo miró la lista detalladamente antes de contestar.

-Concentrarse durante todo el torneo implica tener bien diseñados los objetivos para el torneo y conocer vuestras rutinas previas a cada tipo de golpe. También implica conocer técnicas para controlar y recuperar vuestro mejor estado de competición.

Pablo hizo una pausa y leyó la segunda dificultad.

-Empezar bien el hoy 1 es el resultado de haber hecho un buen calentamiento, estiramientos, bolas de práctica y un ejercicio de preparación mental que busca preparar vuestra mente para que se centre durante las siguientes 4 horas sólo en el torneo. Además requiere conocer vuestras rutinas previas al golpe y realizarlas como si las hubierais entrenado previamente.

-Ser más regular implica jugar siempre con el mismo estado de ánimo de alto nivel competitivo, como yo le llamo. Es un estado que ya conocéis y que os hace ser muy precisos. Cuidar este estado, mantenerlo durante todo el torneo o recuperarlo, es la labor que tiene que realizar el jugador que ya conoce técnicas para conseguir esto. De esta manera será regular en su más alto nivel.

-No entender mis altibajos –resumió Pablo la siguiente frase que había en la lista-. Los altibajos son el resultado de que cada día el jugador es muy diferente (se siente diferente). No ha conseguido una forma ideal de juego que reproduce cada día del torneo y por eso es tan irregular. Ser regular es el resultado de seguir una estructura de funcionamiento interno que utiliza siempre el mismo estado mental en el juego y realiza las mismas rutinas en cada golpe.

-No sobreponerse a los malos golpes significa que se está reproduciendo una y otra vez en el cerebro del jugador el último mal golpe. Es una buena forma de torturarse y de seguir empeorando en el juego. Yo os puedo asegurar que lo más seguro es que siempre habrá algún golpe malo que puede quedar atrás si jugáis concentrados en el presente. Un mal golpe siempre es pasado. Cuando lo recordáis estáis malgastando vuestro presente con un recuerdo de ese tipo.

-No sobreponerse a un mal comienzo es un poco lo mismo que lo anterior aunque para tumbarnos un mal comienzo tiene que haber unos objetivos muy exigentes y mal diseñados que consigan sacarnos del partido al pensar, erróneamente, que ya no podemos hacer nada para mejorarlo.

-Cuando puedo ganar se me hace terrible la presión es algo que sucede en unas circunstancias  concretas en las que óptimamente tenemos posibilidades de ganar y al darnos cuenta de ello y de que sería más fácil ganar que perder, comienza un cambio en nuestro interior que tiene su influencia en nuestro juego. Esa influencia suele hacer que juguemos peor. La presión crea un estado mental que no es el mejor para jugar un buen golf y que hace que el jugador se salte muchas de sus rutinas pre golpe.

-Me enfado cuando un juez me apremia. Es una forma de reaccionar que no nos beneficia. Un jugador que entrena bien esta área que estamos tratando, sabe que su trabajo consiste en centrarse en su estado y sus rutinas y dejar en el pasado lo que en el pasado está, como es que el juez nos ha apremiado.

-Cuando los de adelante van lentos me enfurezco. Es un poco lo mismo. Aunque aquí intervienen algunas de nuestras reglas rígidas que nos hacen enfadarnos. Reflexionad un momento: Cuando nos enfadamos con alguien suele ser porque ha incumplido alguna de nuestras reglas, no las suyas, sino las nuestras. Tomemos estos retrasos y los apremios de los árbitros como una oportunidad única de comprobar que nuestro entrenamiento es el adecuado.

-Si me van mal las cosas, paga mi mal genio mi caddie. Suele pasar cuando buscamos culpables fuera de nosotros. Y eso se hace muy a menudo. Responsabilicémonos de lo bueno y de lo malo que nos sucede y tendremos algo que hacer como, por ejemplo, analizar por qué estamos enfadados con nosotros mismo por no haber seguido con nuestra rutina en el juego.

-Quedarse mal durante días cuando fallo en un torneo. Aquí puede observarse que tenemos la costumbre de desperdiciar un buen día recordando lo mal que nos fue en el último torneo en el que teníamos puestas tantas expectativas. Un jugador que diseña bien sus objetivos, que sabe qué hacer en cada momento del torneo y que concentra su atención a voluntad, sacará las conclusiones pertinentes del resultado del torneo y sabrá cuál es el área a mejorar. Luego se pondrá manos a la obra. Actuará en lugar de pensar y mortificarse.

-Me pongo muy nervioso antes de jugar un torneo muy importante. Ponerse nervioso es saber que no controlas las situaciones en un torneo, y querer hacerlo. Un jugador bien entrenado en esta área, podemos llamarle El Área Número cuatro, así no creamos ningún rechazo en nadie, sabe que conseguir sus objetivos en el próximo torneo, implica realizar correctamente una serie de acciones, para así tener muchas posibilidades de lograrlos. Por lo tanto se centra en realizar las acciones que ha identificado como necesarias y el buen resultado suele ser lo que sucede.

-Con el putt hay días buenos aunque la mayoría los tengo malísimos. Con el putt pasa lo mismo que con otros golpes. Nos saltamos nuestra rutina previa al golpe y a veces es debido a que la desconocemos. Mucho, por no decir la mayoría de nuestro juego es inconsciente, pero para poder reproducir buenos momentos con el putt, por ejemplo, necesitamos conocer de manera consciente cuáles eran los pasos que realizábamos en aquellos momentos en los que patear era para nosotros algo sencillo y natural. Conozcamos esos pasos y reproduzcámoslos en la actualidad para volver a ser más competitivos.

Pablo se giró hacia la pizarra y cuando comprobó que ya no había más dificultades que analizar siguió hablando a su audiencia que, ahora sí, estaba interesada.

-Como habéis visto, todas estas dificultades son de difícil solución entrenando más fuerte las tres primeras áreas (técnica, estratégica y física). Sencillamente no se solucionan porque la solución se alcanza aprendiendo una serie de destrezas, técnicas, e ideas que pertenecen al área número cuatro, como le hemos llamado anteriormente.

Pablo hizo una pausa quedándose mirando a su auditorio.

-Ahora os haré la misma pregunta del principio pero esta vez la reformularé de una forma diferente: ¿quién quiere aprender a trabajar El Área Número cuatro?

Todas las manos se alzaron inmediatamente.

 

FIN

 

Tomás Guijarro

http://www.EntrenamientoMentalEnElGolf.com

Clasificación: 1.6 (27 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Tomás Guijarro www.tugolfonline.com Móvil: 646144872

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.