Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
martes 07 de abril del 2020
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

¿Qué hay entre la rabia, el perro y tú?

veces visto 1123 Veces vista   comentario 0 Comentarios

¿Cuántas veces has oído hablar de la rabia? Seguramente en más de una ocasión, pero ¿conoces los riesgos que tienen tanto tu perro como tú de adquirir este mortal padecimiento? La Norma Oficial Mexicana NOM-011-SSA2-1993, define a la rabia como una enfermedad zoonotica, infecto-contagiosa, aguda y mortal, que afecta al sistema nervioso central; es provocada por un virus del género lyssavirus y de la familia Rhabdoviridae, es transmitida por la saliva que contiene el virus de alguna persona o animal enfermo o por material contaminado de laboratorio. Se nombra zoonotica porque es transmitida del perro al hombre. Es considerada como una de las enfermedades más importantes que transmiten los animales pues es letal para los humanos. En un estudio reciente, hecho en el Estado de México por los MVZ Guadarrama y Meza, titulado ?Panorama Epidemiológico de la Rabia en el Estado de México, en el Periodo 2002-2009?, de 40 mil a 70 mil personas fallecen al año en todo el mundo, a causa de la rabia canina. Una persona es mordida cada dos segundos y alguien muere cada treinta minutos. En México, en el 2009 se registraron 12 muertos. La mayoría de casos se da en América Latina, África y las regiones tropicales de Asia. En Oceanía, algunas regiones de Europa, las islas al norte de América, Canadá, Estados Unidos, Argentina, Chile, Uruguay se ha erradicado. En dicho estudio se reportan 252 casos de perros con el virus rábico. Se presentó con mayor frecuencia en los meses de marzo, abril, junio y agosto, lo que concuerda con las épocas de reproducción. El género masculino es más propenso a adquirirla y más aún las personas que tienen entre cinco y veinticuatro años la edad, debido probablemente, a las características socioculturales como el pasar más tiempo fuera del hogar o por tener contacto directo con los animales. En el trabajo, se observa que la presentación de casos, tanto en perros como en humanos, se da en lugares altamente poblados, donde habitan personas de muy bajos recursos, con poca instrucción escolar, en zonas donde no existe una adecuada disposición de la basura y no cuentan con todos los servicios de salud. Por todo esto, los perros deambulan por la vía pública sin estar vacunados, ocasionando la transmisión de la enfermedad. Para evitar que tu perro sea contagiado de este mortal padecimiento debes vacunarlo. La Norma Oficial Mexicana NOM-011-SSA2-1993 establece la vacunación obligatoria, a partir del primer mes de edad, revacunar cuando cumplan tres meses y cada año, a partir de la su última fecha de aplicación. Si accidentalmente te muerde un perro que sospeches tenga rabia y te encuentres en una zona en la que se presuma la presencia de la enfermedad, primero debes lavar las heridas con agua a chorro y jabón durante 10 minutos. Posteriormente, acude a un Centro de Salud en un periodo no mayor a 14 días a recibir la vacuna y suero antirrábico y cumplir puntualmente con el tratamiento establecido. La rabia es una enfermedad milenaria que puede ser erradicada en su totalidad pero que por descuido de las autoridades y civiles, sigue presente en nuestros días. Como toda enfermedad causa dolor y malestar, pero esta en particular provoca un sufrimiento mayor, no sólo para el que lo padezca sino también para quienes le rodean. Gobierno y sociedad debemos organizarnos y trabajar en conjunto para evitar esto cuadros. Empieza por vacunar a tu perro; recuerda siempre que erradicar la rabia está en nuestras manos. 

Clasificación: 2.9 (14 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor
No hay información sobre este autor.
¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.