Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter

top articulo
twitter
facebook
Rss
martes 05 de julio del 2022
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

Los Regaños hacia Nuestros Hijos

veces visto 8733 Veces vista   comentario 0 Comentarios

Los Regaños hacia Nuestros Hijos

Todos los papás nos enfrentamos a momentos complicados con nuestros hijos, donde debemos corregirlos y enseñarles lo que es correcto hacer y que no, debemos ser su guía en como comportarse porque nuestros hijos son el reflejo de nosotros. Educarlos no es fácil y nuca se acaba esa labor de parte de los papás, por ello cuando se equivocan o están haciendo algo indebido, recurrimos a los regaños con los hijos.

El carácter de los niños se formará con vivencias y experiencias que vayan teniendo en toda su vida, pero también gracias al ejemplo de los padres. No podemos exigirle a un niño que levante su ropa si ve que sus papás son desordenados y que pueden tirar las cosas por donde pasan y nadie las recoge. Tampoco podemos decirles que no griten para pedir algo, si nosotros como papás gritamos todo el tiempo y pedimos las cosas de mala manera a quien está a nuestro alrededor.

Un niño aprenderá a través de nosotros como tratar a las demás personas, comprenderá como debe comportarse y lo que debe hacer a través de sus papás, ellos son su ejemplo a seguir, por ello nuestros actos deben ser correctos para enseñarles que es mejor ser amables y educados para pedir y conseguir las cosas que a través de enojos, gritos y regaños.

No hay un manual para aprender a ser papás, si lo hubiera sería un éxito. Todos nos enfrentamos diariamente ante el dilema: como educar a nuestros hijos y establecerles límites. Una forma de hacerlo es a través de la comunicación y si esto no funciona podemos recurrir a un regaño, pero nunca a través de los golpes. Un niño debe de aprender que los papás son sus guías y que si hace algo que no está bien, es decir, rebasa los límites, le va a tocar un justo regaño.

Los papás no debemos de sacar nuestros problemas ante los hijos, no hay que pegarles si tuvimos un mal día o si hicieron algo que estuvo mal, ellos no son responsables de nuestros problemas ni traumas. Hay que medirnos en los regaños, pero siempre dejándoles claro a los niños lo que estuvo mal y diciéndoles lo que no deben hacer, establecer los límites de manera coherente y así ellos medirán sus acciones.

Un regaño a los niños debe de ser a tiempo y de manera acertada, cuando el niño acaba de hacer algo inadecuado debemos corregirlo y evitar que nos conteste de mala manera o nos rete, sino perderá el respeto ante nosotros. Debe quedarle claro la diferencia de lo que es correcto o no, para que tenga buenas bases para su crecimiento y tenga límites en sus acciones, si no lo hacemos pueden retar nuestra autoridad cuando sean mayores y no medir si hacen bien o mal a las demás personas.

Clasificación: 1.9 (23 votos)
Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Guiamamaybebe.com

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.