Anunciese Aquí

Registro automático

Acceder con Twitter Acceder con Linkedin Acceder con Facebook

top articulo
twitter
facebook
Rss
martes 25 de septiembre del 2018
Lea, publique artículos gratis, y comparta su conocimiento
Usuario Clave ¿Olvidó su clave?
¿Iniciar sesión automáticamente en cada visita?
Inserte su correo electronico

El orden universal y su evolución

veces visto 822 Veces vista   comentario 0 Comentarios

 

 

Verdad es que todo es movimiento: Si

Verdad es que todo lo que se mueve conlleva un tiempo, porque todo necesita un tiempo desde que inicia el movimiento hasta que lo acaba: Si

Verdad es que todo lo que se mueve se mueve porque existe, por tanto todo es existencia: Si

Por lo tanto, es verdad que el universo es movimiento, tiempo y existencia a la misma vez: Si

Con lo cual, es verdad que si todo es movimiento, tiempo y existencia a la vez, el universo tuvo que surgir como movimiento, tiempo y existencia a la vez: Si

Por consiguiente es verdad que todo el universo se ha creado como movimiento, tiempo y existencia a la misma vez: Si

Con lo cual, es verdad que cada mínima existencia se ha creado y existe como movimiento, tiempo y existencia a la misma vez: Si

Por lo tanto, es verdad que bajo esos tres componentes existe absolutamente todo: Si

Con lo cual, es verdad que por lo dicho todo es un absoluto orden: Si

Con lo cual, es verdad que no se trata de una mezcla porque el movimiento no se puede mezclar con el tiempo (porque el movimiento es tiempo), tampoco se puede mezclar el movimiento con la existencia porque la existencia es movimiento y tiempo a la vez: Si

O sea, es verdad que si el movimiento, el tiempo y la existencia no existen como mezcla porque son la misma cosa, eso quiere decir que todo lo que existe es más de lo mismo, o sea un orden: Si

Si todo es más de lo mismo, es que todo es un orden y todo se crea conforme a ese orden de más de lo mismo.

Con lo cual, todo está perfectamente ordenado porque todo es más de lo mismo.

Como todo es un orden, todo conlleva esa inevitable tendencia a evolucionar como orden.

Por eso, todo evoluciona o se transforma sin fin con esa tendencia al orden.

Por eso, tarde o temprano llegaría a posibilitarse un orden o jerarquía energética universal porque esa tendencia a que el orden evolucionase sin fin es una tendencia del propio orden universal. Y que mejor tendencia que crear una jerarquía u orden universal de la forma energética más pequeña posible.

Una jerarquía es un orden. Todavía esa recién creada jerarquía universal creada a base de acumulaciones de individualidades dinámicas energéticas o yos energéticos (todas las individualidades dinámicas son energéticas), no disponían de inteligencia porque no podían poseer inteligencia hasta que no se posibilitase evolutivamente la vida.

Esa evolución sin fin del orden universal inducía a que se formase en todo el universo una cada vez más evolucionada jerarquía energética universal.

Y como la evolución del orden universal no tiene límites, a través de esa evolución jerárquica energética cada vez más evolucionada, tarde o temprano posibilitaría la jerarquía viviente en los lugares adecuados para la vida, y si no existiesen esos lugares evolutivamente se posibilitarían para ello.

Y a través de la recién creada evolutivamente jerarquía viviente, tarde o temprano, la jerarquía energética universal evolucionaría en una especie de jerarquía de almas, o de yos psíquicos.

La jerarquía viviente continuaría evolucionando sin fin, porque todo evoluciona sin fin conforme a la inducción evolutiva sin fin del orden universal, eso irremediablemente permitiría que las individualidades vivientes evolucionasen en yos cada vez más psíquicos, que en un principio supongo que serían unas especies de memorias energéticas poco evolucionadas.

Bajo el inevitable control de las jerarquías de las almas los yos psíquicos de todos los seres vivos universales, después de dejar su cuerpo, a través de dichas jerarquías almáticas, se transformarían en almas, o llámense espíritus, porque ya habían evolucionado así. 

La evolución sin fin del orden universal había inducido que el orden jerárquico viviente evolucionase cada vez más.

Con lo cual, el orden universal, para proseguir su evolución sin fin estaba obligado a que evolucionase sin fin esa jerarquía viviente; eso induciría evolutivamente a que cada individualidad o yo viviente tuviese que manejarse por sí mismo. Con lo cual, eso indujo a posibilitar evolutivamente a que cada ser vivo tuviese unas memorias para poder manejarse mejor en la materia. De ahí nació un yo psíquico básico que inevitablemente debería poseer cada vida para poder subsistir. De ahí nació el origen de la inteligencia y su inevitable evolución sin fin. De ahí nacieron las primeras sensaciones vivientes.  Poco a poco, los yos psíquicos evolucionarían cada vez más, surgirían nuevas formas vivientes, nacerían nuevos sentidos, etc. Todo esa evolución viviente básica evolucionaría como orden viviente, o llámese jerarquía viviente, hasta lo que es hoy la vida.

La jerarquía almática que es la misma que la jerarquía viviente pero aquella a un nivel superior, en realidad son ordenes constituidas en jerarquías (el orden de las almas y el orden viviente) evolutivamente posibilitaron que los seres vivientes viviesen eternamente, viviendo sus cortas o duraderas vidas según sus necesidades. Por ejemplo siempre es mejor que un ser humano viva mil años en diferentes vidas a que viva mil años de un tirón, con los problemas de supervivencia y el mal estar que provocaría una permanente vejez.

Clasificación: 2.5 (2 votos)

Está prohibido copiar este artículo. Artículo.org no permite la sindicación de sus artículos.
Acerca del autor

Autor: Salvador Sánchez Melgar salvahola@gmail.com http://evolucioninteligentesinfin.com

¿Tiene comentarios o preguntas para el autor?

Lo sentimos, pero no podemos procesar su petición en este momento. Por favor pruebe mas tarde. Si el problema persiste, puede contactar con nosotros pinchando sobre el enlace aquí.